Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Lula reconoció que no podrá evitar la destitución de Dilma

Lula reconoció que no podrá evitar la destitución de Dilma

El ex presidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva reconoció que es muy difícil evitar que el Senado apruebe el juicio político contra Dilma Rousseff, tras la derrota en Diputados, según confió en reuniones que mantuvo con legisladores, miembros del Partido de los Trabajadores (PT) y movimientos sociales y sindicales.

Lula, que tuvo a cargo las frustradas negociaciones con los diputados para que respalden a su sucesora en los días previos a la votación, reconoció que si el Senado resuelve abrir el impeachment será muy difícil evitar la destitución de la mandataria y evaluó como remotas las posibilidades de impedir la apertura del juicio, trámite que requiere de mayoría simple.

El próximo martes se integrará la comisión especial de senadores que emitirá un fallo preliminar sobre la apertura del juicio, que será votado en el plenario presumiblemente el 11 de mayo, y los sondeos adelantan que conseguirá pasar el filtro de los 41 votos necesarios para apartar a Rousseff de su cargo y dar inicio al juicio que se extenderá por 180 días, durante los cuales gobernará Brasil el vicepresidente Michel Temer.

En breves declaraciones a la prensa en la puerta de su casa en San Pablo, Temer avisó que no hablará públicamente hasta la votación del Senado. "Muy silenciosa y respetuosamente esperaré la decisión del Senado Federal", afirmó el vicepresidente, abocado a las negociaciones para formar el gabinete que lo acompañará en Brasilia si Dilma cae.

En rueda de prensa con corresponsales extranjeros, la presidenta dijo que el impeachment generará más inestabilidad política e impedirá la recuperación económica por tratarse de una ruptura constitucional. ‘Necesitamos entender que ese proceso no va a traer estabilidad política al país porque rompe la base de la democracia. Se trata de un golpe‘, insistió.