Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Las 5 razones por las que Trump será presidente de EE.UU., según Michael Moore

El documentalista cree que el candidato republicano, a quien considera un “ignorante” y “payaso peligroso”, sucederá a Obama.

Las 5 razones por las que Trump será presidente de EE.UU., según Michael Moore

El documentalista estadounidense Michael Moore está convencido de que el candidato a presidente por el Partido Republicano Donald Trump se convertirá en el sucesor de Barack Obama en las elecciones del 8 de noviembre.

A través de una publicación en su sitio web, Moore ensayó cinco razones por las que el magnate de las bienes raíces – a quien llamó “ignorante”, “payaso peligroso”, “miserable” y “sociópata”- superará a su par demócrata Hillary Clinton en las próximas elecciones.

Por un lado, Moore consideró que Trump va a concentrar gran parte de su campaña en cuatro estados tradicionalmente demócratas e industriales -Michigan, Ohio, Pennsylvania y Wisconsin-, pero que en su mayoría han sido gobernados por los republicanos desde 2010. El cineasta consideró que se ganó el corazón de la clase obrera de esos distritos a base de las advertencias que el republicano hizo a las empresas respecto a la posibilidad de aumentar los aranceles de importación si trasladan las fábricas a otras países o las amenazas a Apple para que comience a fabricar sus iPhones en Estados Unidos.

En segundo lugar, planteó los prejuicios sobre la posibilidad de que una mujer acceda por primera vez a la presidencia de Estados Unidos. “¡Una mujer está a punto de tomar el poder! ¡¿Cómo pasó esto?!”, ironiza Moore y humoriza acerca de que los próximos presidentes podrían ser homosexuales, personas transgénero y hasta con que se conceda a los animales derechos humanos y un hámster gestione el país.

“El problema Hillary”, se llama la tercera razón que esgrime Moore. Luego de admitir que la votará aunque la demócrata se haya pronunciado a favor de la guerra de Irak (“para evitar que un proto-fascista se convierta en nuestro comandante en jefe"), el documentalista ensaya sobre la “impopularidad” de Clinton. Para Moore, la candidata representa la vieja forma de hacer política, al tiempo que no convoca a los jóvenes a seguirla. “Ningún demócrata, y ciertamente no independiente, se despertará el 8 de noviembre excitado con salir corriendo a votar por Hillary como lo hicieron el día que Obama se convirtió en presidente o cuando Bernie estaba en la votación primaria”, sostuvo.

El cuarto punto que favorecería a Trump se vincula con los partidarios del contrincante de Clinton en la interna demócrata Berni Sanders. Moore bautiza a estos los “votantes deprimidos” que votarán de todos modos a Hillary, pero no saldrán a hacer campaña por la exsecretaria de Estado. “Hillary Clinton va a tener que hacer algo para darles una razón para apoyarla”, afirma el documentalista, que sugiere que le preste especial atención al electorado “millenial”.

Por último, Moore recuerda que los votantes toman la última decisión en el cuarto oscuro y no descarta que a último momento se inclinen por Trump “no porque estén de acuerdo con él, no porque les gusta su intolerancia o el ego, sino sólo porque pueden hacerlo”. El hecho de que millones de estadounidenses consideran que el sistema político de su país está “roto”, dice, podría inclinarlos a probar nuevas opciones.