Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

La producción industrial de Brasil cayó en 2016 por tercer año seguido

La utilización de la capacidad instalada llegó al 76%, el menor nivel desde 2003. El sector más perjudicado fue el automotriz. La venta de vehículos bajaron en enero 14,6%

La producción de autos cayó más de 10% durante 2016

La producción de autos cayó más de 10% durante 2016

La producción industrial de Brasil cerró el año 2016 con una fuerte caída del 6,6%, la tercera anual consecutiva.
Sin embargo, el dato positivo lo dio el último mes del año. En diciembre registró un crecimiento de 2,3% respecto a noviembre, según señaló el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE), a pesar de que en la medición interanual hubo un retroceso de 0,1%, el 34´ consecutivo.

Ambos datos se sitúan por debajo de las expectativas que los analistas consultados por la Agencia Bloomberg habían realizado. Preveían un crecimiento de 2,4% respecto a noviembre y de 0,6% frente a diciembre de 2015.
Así, la serie 2014 - 2016 sumó bajas de 3%, 8,3% y 6,6%, lo que constituye un abultado retroceso en el marco de la peor recesión del país en más de un siglo.

Para 2017, el mercado prevé un crecimiento de un 1%. Un número que estará por encima del la proyección de 0,5% para el PBI, según la encuesta semanal Focus.

Otro dato preocupante es la utilización de la capacidad instalada de la industria brasileña que cayó a fines de 2016 al 76%, su menor nivel desde 2003, según datos de la Confederación Nacional de Industria (CNI).
De los 24 sectores estudiados por el IBGE, 16 registraron tasas positivas en el último mes, entre los que se destacan la producción de automóviles, remolques y carrocerías, que crecieron un 10,8%.

Los bienes de consumo duraderos, en tanto, crecieron un 6,5% (un 11% en los dos últimos meses acumulados). También subió un 1,4% la de bienes intermedios y 4,1% la de bienes de consumo.
La producción de bienes de capital (maquinarias y equipos) cayó en cambio 3,2%, después de haber aumentado 3,9% en noviembre.

Para el sector automotriz, además, se registró un mes de enero con datos muy negativos.
Las ventas de vehículos confirmó la tendencia que echó por tierra las expectativas de las empresas del sector. Según la Federación Nacional de Distribuidores de Vehículos Automotores (Fenabrave) el volumen de patentamientos en todos los segmentos retrocedió un 14,08% en la medición interanual.

En total se registraron 224.100 autos, utilitarios, motos, camiones y buses. En el segmento de los vehículos familiares la caída fue menor, con un retroceso de 4,07%.

Sin embargo, Fenabrave señala un dato positivo. Si sólo se consideran las ventas de vehículos comerciales pequeños, se puede ver un crecimiento de 20,4% interanual.