La OMC pronostica una desaceleración del comercio mundial por el Brexit y la guerra comercial

Según el organismo, en 2019 crecerá 2,6%, cuatro décimas por debajo del año pasado, por las tensiones arancelarias entre los Estados Unidos y China y el Brexit, de acuerdo con las previsiones que publicó este martes.

El comercio mundial crecerá 2,6 % interanual en 2019, cuatro décimas menos que en 2018, por las tensiones arancelarias entre los Estados Unidos y China y el Brexit, de acuerdo con las previsiones que publicó este martes la Organización Mundial del Comercio (OMC).

No obstante, el organismo considera que "si se alivian las tensiones comerciales" los intercambios podrían repuntar y aumentar 3 % en 2020", según indicó en el informe que publicó en su sitio web.

"El conflicto arancelario entre las dos mayores economías mundiales, China y EE.UU., y las dudas en Europa por el Brexit son factores de esa desaceleración", destacó en la presentación de las previsiones el director general, Roberto Azevedo.

Y añadió: "El comercio no puede desempeñar plenamente su función de impulsor de crecimiento a causa de esas tensiones".

Según el análisis de la OMC, se prevé un aumento del 2,6 % en el PBI mundial tanto en 2019 como en 2020, frente al 2,9 % registrado en 2018.

En 2019 y 2020 "seguirán soplando fuertes vientos en contra" del comercio mundial, lo que a juzgar por las proyecciones afectará más a los países desarrollados, cuyos intercambios crecerán por debajo del promedio (sus exportaciones aumentarán 2,1 % en 2019 y 2,5 % en 2020)", continúa el informe.

"El comercio no puede desempeñar plenamente su función de impulsor de crecimiento a causa de esas tensiones", dijo el titular de la OMC, que prevé un aumento del 2,6 % en el PBI mundial tanto en 2019 como en 2020, frente al 2,9 % registrado en 2018.

Para los países en desarrollo, impulsados por potencias emergentes como China, India o Brasil, se estima que las exportaciones crecerán 3,4 % interanual en 2019 y 3,7 % en 2020.

El escenario más pesimista predice que una guerra comercial total entre EEUU y China, los dos mayores exportadores e importadores globales, podría provocar que el PBI mundial cayera 2 % y el comercio 17 % en 2022.

Esas cifras serían incluso peores que en la crisis financiera global de 2008, que generó una contracción de los intercambios mundiales del 12 % en 2009 y una reducción del 2 % en el PBI mundial.

"En esta guerra no habría un ganador y un perdedor, sino muchos perdedores, todo el mundo se vería perjudicado por un freno del comercio global", comentó Azevedo.

Tags relacionados

Noticias del día