Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Giro en el comercio exterior de China con sorpresiva suba de las importaciones

Las adquisiciones al exterior crecieron 1,5% en agosto tras 21 meses de declive y las exportaciones cedieron 2,8%, menos de lo esperado, en la comparación anual.

por  REUTERS

Beijing
0
Giro en el comercio exterior de China con sorpresiva suba de las importaciones

El sector externo de China, segunda economía mundial y primera potencia comercial, mejoró en agosto, con una suba inesperada de las importaciones por primera vez en casi dos años y una caída más suave de las exportaciones, lo que además sugiere un fortalecimiento de la demanda interna en el país asiático.
Las ventas externas bajaron 2,8% el mes pasado respecto a igual lapso de 2015 y las compras al exterior avanzaron 1,5% en la comparación interanual, según datos publicados ayer por la Administración General de Aduanas.


La suba de importaciones puso fin a un período de 21 meses de declives, lo que analistas interpretaron como un efecto del aumento de la demanda interna, a la que acompañan precios más firmes de las materias primas.
China tuvo un superávit comercial de u$s 52.050 millones en agosto, inferior al de julio pero muy por debajo del previsto, de u$s 58.000 millones.


Si la recuperación del comercio resulta sostenible, ayudaría a aliviar los temores en torno a que la economía china sufre un desequilibrio más grave, y brindaría un necesario impulso al comercio global. Un aumento en los precios de las materias primas, en parte por el esfuerzo de Beijing para reducir el exceso de capacidad en la industria pesada y la minería, influyó en las cifras del comercio exterior e impulsó la confianza de los empresarios. Los datos de la actividad manufacturera del país en agosto fueron positivos. El índice PMI (de gestores de compras) se ubicó en 50,4 el mes pasado, el nivel más alto desde octubre de 2014. Según este marcador, cualquier cifra superior a 50 revela una expansión de la actividad.


"La demanda doméstica, incluyendo las materias primas, se recuperó fuertemente, probablemente como resultado del robusto crecimiento de la inversión en infraestructuras de los últimos meses", señaló la analista del banco HSBC Julia Wang, en una nota a clientes.


Al repunte importador chino contribuyó la baja base comparativa establecida en agosto de 2014, cuando se hundieron un 14,3 %, y la suba en los precios de las materias primas. En el acumulado de los ocho primeros meses del año, las transacciones con el exterior cayeron 1,8% ante igual periodo del ejercicio anterior, con un retroceso de las exportaciones del 1% y de las importaciones de 2,9%.