Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Francisco lamentó que “el sistema político favorezca al que especula”

El Papa calificó como una prioridad humana que se beneficie al que “invierte y cree en el trabajo”. Además dijo que “el que despide gente no es un buen empresario, sino un comerciante”.

Francisco lamentó que “el sistema político favorezca al que especula”

El papa Francisco lamentó que "el sistema político favorezca al que especula y no al que invierte y cree en el trabajo", al que calificó como "una prioridad humana, cristiana y del Papa", al tiempo que sentenció que "el que despide gente no es un buen empresario, sino un comerciante" y criticó "la cultura de la meritocracia".

"Una enfermedad de la economía es la progresiva transformación de los empresarios en especuladores. No deben ser confundidos, son dos tipos distintos. El especulador es una figura similar a la que Jesús en el Evangelio llama 'mercenario", afirmó el Pontífice durante un encuentro con trabajadores en la primera etapa de su visita pastoral de un día a Génova.

"El especulador no ama su empresa, ni a sus trabajadores, sino que los ve sólo como medios para sacar ganancias. Despedir, cerrar, mudar la empresa, no le crean ningún problema, porque el especulador usa, instrumentaliza, come personas y medios para sus objetivos de beneficios", criticó el Obispo de Roma en el encuentro en la fábrica Ilva.

"Cuando la economía está habitada por buenos empresarios, las empresas son amigas de la gente y de los pobres. Cuando en vez pasan a las manos de los especuladores, todo empeora. Con ellos la economía pierde los rostros. Una economía abstracta. Detrás de sus decisiones no hay personas y por lo tanto no se ven las personas que se despiden", lamentó Jorge Bergoglio en el inicio de su visita a la diócesis del norte italiano. Visiblemente emocionado tras recordar que desde el puerto genovés partió su padre en 1929, animó a "temerle a los especuladores, no a los empresarios".

"Paradójicamente, algunas veces el sistema político parece favorecer al que especula sobre el trabajo y no al que invierte y cree en el trabajo", lamentó. "Se sabe que las reglas y leyes pensadas para los deshonestos terminan penalizando a los honestos", criticó, antes de trazar el perfil del "buen empresario".

"No hay buena economía sin buenos empresarios. El buen empresario conoce a sus trabajadores porque trabaja a su lado, con ellos, porque debe ser antes que nada un trabajador. Si no tiene la experiencia de la dignidad del trabajo no será un buen empresario. Debe compartir el cansancio del trabajador, su alegría. Ningún buen empresario ama despedir a su gente", planteó.

"El que piensa resolver los problemas de su empresa despidiendo gente no es un buen empresario, es un comerciante: hoy vende su gente, mañana vende la dignidad propia". En ese marco, Francisco criticó la cultura de la "meritocracia porque usa una palabra bella, el mérito, pero se está transformando en una legitimación ética de la desigualdad".

"Interpreta los talentos de las personas no como un don sino como un mérito, determinando un sistema de ventajas y desventajas acumulativo", explicó, tras criticar también "la cultura de la competitividad entre los trabajadores dentro de la empresa".

"El trabajo es el centro de cada contrato social, no un medio para consumir. Hay que amar el trabajo, es un amigo de la oración, está presente en la Eucaristía. Un mundo que no entiende el trabajo, no entiende la Eucaristía. El trabajo es dignidad, y por eso todos deben tenerlo", finalizó.

Más notas de tu interés

Comentarios15
Mar Guez
Mar Guez 28/05/2017 10:06:18

Por favor acordarse de que el Papa habla al mundo, y su reflexion sobre el trabajo y la especulación tiene años en la iglesia. No tiene que ver con Sala, Cristina, Macri, etc. No somos ombligo del mundo

Nicolas Castagnino
Nicolas Castagnino 28/05/2017 12:26:19

Francisco como economista es un buen curita...

Ruben Franco
Ruben Franco 27/05/2017 09:37:22

Y PORQUE NO LO APLIKA AKA EN ESTE PAIS LO QUE DICE .....SIN EMBARGO APOYA DELIKUENTES

Ricardo Alberto
Ricardo Alberto 27/05/2017 07:34:41

RENUNCIA FRANCISCO. SOLO DEFENDES DELINCUENTES como PioXII

Daniel Lois
Daniel Lois 27/05/2017 06:53:07

Favorece al que especula, y eso no es delito. Favoreció mucho más a los que robaron, y no se te escucha sobre eso!

Jose Gonzalez Eiras
Jose Gonzalez Eiras 27/05/2017 06:21:10

Es una maquinda de decir tonterías y lo peor: PONTIFICA (de acuerdo a su investidura) PERO JAMAS APORTA UNA SOLUCION CONCRETA Y PRECATICABLE SOBR ELO QUE CRITICA O AFIRMA MUY SUELTO DE CUERPO. Es bastante kareta este peruca.

Rodrigo Carro
Rodrigo Carro 27/05/2017 06:17:38

Tiene razón, es mucho mejor gastar en obra pública para que los amigos se roben la plata y en plan de viviendas cuya plata se la queda una chorra. Obvio Bergoglio peroncho.

Chris MB
Chris MB 27/05/2017 05:59:04

Curiosa reflexión del Papa peronista que se floreó con los que robaron desde la política.

27/05/2017 04:24:08

asumo que le papa esta preparando el terreno para anunciar que se desprenden del banco Ambrosiano, jajajajajajjajajaja, minga!!!

Juan Carlos Cheild
Juan Carlos Cheild 27/05/2017 11:53:48

de economia ni ahi, Sr. Papa, dediquese a lo suyo que ya con eso tiene bastante. Y den el ejemplo como institucion que por lo que hacen parese que no cumplen con lo que dicen.

Ver todos los comentarios