Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

El petróleo cayó casi 4% y vuelve a estar por debajo de los u$s 30

El barril tocó su menor nivel en dos semanas ante las persistentes preocupaciones por el exceso global de oferta y el fracaso de una reunión entre Arabia Saudita y Venezuela

En medio de la incertidumbre en los mercados por el exceso de oferta y la falta de avances en las negociaciones entre los países productores, el petróleo cayó ayer casi 4% y volvió a cerrar por debajo de los u$s 30, tocando su nivel más bajo en las últimas dos semanas.
En Nueva York, el precio del barril estadounidense WTI –de referencia para la Argentina– cayó ayer 3,88% y cerró en u$s 29,69 el barril, marcando así su tercer día consecutivo con pérdidas.
En este contexto, los analistas coincidieron ayer en atribuir parte del pesimismo al temor a que un exceso de la oferta global se profundice después de que una reunión entre Venezuela y Arabia Saudita, ambos miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), dio pocos indicios de un acuerdo para subir la cotización.
Venezuela está haciendo un fuerte lobby entre los grandes países productores de petróleo dentro y fuera de la OPEP para lograr un acuerdo a fin de recortar eventualmente el bombeo y detener el desplome de los precios. La propuesta ya contaría con el aval de Rusia e Irán, que como Venezuela están teniendo enormes dificultades en sus economías, pero Arabia Saudita –que tiene más "espalda" para sobrevivir al crudo barato– se muestra reticente.
La reunión entre el ministro de Petróleo de Arabia Saudita, Ali al-Naimi, y su par venezolano, Eulogio del Pino, era considerada como crucial para un posible acuerdo para subir los precios del petróleo, que se han hundido 70% desde mediados del 2014. La elevada oferta, no sólo de la OPEP sino también la de Rusia y Estados Unidos, ha sido decisiva en ese desplome.
El barril fue arrastrado también por una caída de los mercados bursátiles globales, golpeados por los persistentes temores a una desaceleración económica global, mientras que el dólar se depreciaba frente a una cesta de divisas.
"Probablemente haya que esperar hasta fin de año, antes de que el mercado sea mínimamente optimista", dijo James Williams, de la consultora WTRG Economics, a la agencia AFP.