Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El impulsor del impeachment contra Dilma fue detenido por corrupción

El ex jefe de Diputados fue muy cercano al presidente Temer hasta quedar cercado por la Justicia, que lo acusa por lavado de dinero y ocultamiento de cuentas en el exterior

El impulsor del impeachment contra Dilma fue detenido por corrupción

El ultraconservador y evangélico Eduardo Cunha, ex presidente de la Cámara de Diputados de Brasil, que desde ese cargo dio el puntapié inicial al proceso que culminó con la destitución de la ex mandataria Dilma Rousseff, fue detenido ayer por el peso de las acusaciones que lo vinculan con la trama de corrupción en Petrobras.


El arresto del hasta hace poco intocable Cunha, que con su gesto favoreció la llegada a la presidencia de Michel Temer, su socio político en el Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), sacudió al mundo político en Brasilia por las implicancias que un eventual acuerdo judicial del ex diputado pueden tener entre los miembros del actual gobierno y del Congreso. Una posibilidad que no puede desestimarse si se considera la gravedad de las acusaciones en su contra, que pueden derivar en penas duras.

 

El juez federal Sergio Moro, que tiene a cargo la investigación por los desvíos de miles de millones de dólares de la petrolera estatal, acusó a Cunha, de 58 años, de corrupción pasiva, lavado de dinero y ocultamiento de cuentas en el exterior nutridas con el dinero de los sobornos (unos u$s 5 millones), además de abuso de poder y tentativa de obstrucción a la justicia. En el pedido de detención, el magistrado advirtió que existen indicios de que cometió los delitos de forma “reiterada, profesional y sofisticada” y que actuó para obstruir la investigación intimidando a testigos.


La justicia ordenó el bloqueo de sus bienes por unos u$s 70 millones, y tiene bajo la lupa a su esposa e hija por las cuentas en Suiza.


Cunha fue detenido en Brasilia y trasladado a Curitiba, donde Moro lleva la investigación de los acusados del caso Petrobras que no tienen fueros, y en el que están implicados decenas de políticos y empresarios de las principales constructoras de Brasil. Comparado habitualmente con Frank Underwood, el cínico personaje de la serie House of Cards, el Congreso le quitó su cargo de diputado en julio, del que se encontraba suspendido desde mayo por decisión de la Corte Suprema, que tiene abiertas tres causas en su contra. “Me están cobrando el precio del impeachment”, dijo tras perder su escaño, y le recordó a sus colegas que la justicia investigaba a al menos 160 de ellos por delitos variados.


Ex aliado de Dilma, Cunha se transformó en su peor enemigo a medida que avanzó el cerco de los magistrados en su contra. La ex presidenta denunció en varias ocasiones que Cunha tomó la decisión de iniciar el proceso que la destituyó como “venganza” por no haber impedido que el Partido de los Trabajadores (PT) respaldara la formación de una comisión de Ética en Diputados que lo juzgó por “falta de decoro parlamentario”. Ayer, Cunha calificó su arresto como una decisión “absurda” y “sin motivación”.

Más notas de tu interés

Comentarios1
benedictodos800
benedictodos800 20/10/2016 03:23:48

PERO ESO SI TODO LA DENUNCIOA CONTRA DILMA LAS REALIZO , ANTES DE AGFFANAR EL , ES DECIR QUER ERA INOCENTE EN RESE MOMENTO JAJAJAJ ES PERO QUE ARGENTINA ACA CLARIN LA NACION BONADIO Y MOLDES TE HACEN EL ARMADO QUE QUIERAS