U$D

LUNES 10/12/2018
Dólar Banco Nación
/
Merval

El déficit comercial de Estados Unidos llegó al máximo en casi una década

En enero creció un 5% hasta los u$s 56.600 millones. También aumentó el rojo con China, México y Canadá. Prevén que Trump refuerce su política de "EE.UU. primero"

La política proteccionista de Trump seguirá en aumento, pese a sus resultados

La política proteccionista de Trump seguirá en aumento, pese a sus resultados

La brecha comercial de Estados Unidos continuó ampliándose un año después de que Donald Trump asumiera la presidencia e impulsara una política económica proteccionista.

En enero, el déficit comercial de EE.UU. creció un 5% y quedó en un saldo total de u$s 56.600 millones, lo que marca su punto más alto desde octubre de 2008, informó el Departamento de Comercio.

En el primer mes del año, las exportaciones bajaron un 1,3% hasta los u$s 200.900 millones, mientras que las importaciones quedaron en un nivel similar al mes precedente, en los u$s 275.000 millones.

El mayor aumento en las importaciones de petróleo en tres años se vio contrarrestado por disminuciones en los datos de importación de teléfonos celulares y chips de ordenadores, entre otros.

El saldo comercial negativo fue ligeramente superior a lo esperado por los analistas, que anticipaban un déficit de u$s 55.200 millones tras la cifra de diciembre, revisada al alza y que quedó en u$s 53.900 millones.

También creció el déficit con China y México, dos de los países más señalados por el mandatario como beneficiarios de una "desastrosa" política comercial. El déficit con el gigante asiático aumentó un 16,7% hasta los u$s 35.500 millones, el punto más alto desde septiembre de 2015. Trump aumentó ayer la presión sobre China para que elabore un plan para reducir su superávit comercial con la mayor economía global en u$s 1000 millones.

El rojo registrado con México ascendió hasta los u$s 5600 millones en el primer mes del año. La brecha con Canadá escaló un 65% a un máximo de tres años de u$s 3600 millones.

Por otro lado, las importaciones y exportaciones de acero de EE.UU., que esta semana son el epicentro de una nueva disputa comercial entre la Casa Blanca y el resto del mundo, quedaron prácticamente invariables.

Ayer renunció el principal asesor económico Gary Cohn en disconformidad con el anuncio de Trump de imponer aranceles a las importaciones de acero y aluminio para proteger a los productores domésticos, y pese al rechazo de muchos legisladores republicanos,. el presidente haría los anuncios hasta mañana.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés