EE.UU.: Con Warren afuera de la campaña, la interna demócrata se define entre Biden y Sanders

La senadora por Massachusetts se bajó de la carrera tras sus magros resultados en el 'súpermartes'. Dijo que por ahora no planea apoyar a ninguno de los dos candidatos 

Tras sus pobres resultados en el supermartes, Elizabeth Warren decidió abandonar las primarias demócratas dejando la carrera libre para Joe Biden y Bernie Sanders,  aunque no expresó su apoyo por ninguno de los dos candidatos.

"Nuestro trabajo continúa, la lucha continúa, y los grandes sueños nunca mueren. Desde el fondo de mi corazón, gracias", anunció Warren en Twitter.

El supermartes y las elecciones en Estados Unidos

Hasta el comienzo de las primarias (que finalizan el próximo 6 de junio) Warren había sido una de las candidatas favoritas, pero a partir del caucus de Iowa, donde consiguió el tercer puesto detrás de Pete Buttigieg y Sanders, su campaña empezó desacelerarse: quedó 4° en New Hampshire y Nevada y 5° en Carolina del Sur, estado en el que arrasó Joe Biden.

Si bien logró sobrevivir el ‘supermartes’ con un tercer puesto, el hecho de que dos contendientes importantes  como Buttigieg y Amy Klobuchar se hayan retirado antes de la carrera para apoyar a Biden, pudo haberla dejado en una mejor posición. Warren terminó el ‘supermartes’ con sólo 36 delegados y una derrota en su propio estado, Massachusetts, donde quedó tercera detrás de Biden y Sanders.

A lo largo de la primaria demócrata, Warren sólo había conseguido 64 delegados, muy lejos de los 627 de Biden y los 557 de Sanders. Antes de las últimas internas, su equipo de campaña había dejado trascender que la estrategia de Warren era sobrevivir el ‘supermartes’ con resultados razonables para pelear las primarias del 10 de marzo (Washington, Idaho, Michigan, Mississippi, Missouri y Dakota del Norte), aunque no lo consiguió.

EE.UU.: tras resurrección política de Biden en el 'supermartes', Bloomberg se retira y lo apoya

En los hechos, la salida de Warren –que había conseguido el apoyo de la organización feminista Emiliy’s List– deja  la interna del partido sin mujeres capaces de competir. Si bien Tulsi Gabbard sigue en campaña, los resultados de la congresista fueron extremadamente malos: sólo un delegado desde el comienzo de las primarias. Ahora, los  demócratas deberán elegir entre dos hombres, blancos y de edad avanzada, hecho que  llevó a algunos a cuestionar si la diversidad del electorado está fielmente representada.  

Warren es la cuarta en retirar de la campaña luego de Buttigieg, Klobuchar y Michael Bloomberg, que ya expresaron públicamente su respaldo a Biden. El apoyo de Klobuchar antes del 'supermartes' fue clave para que el exvicepresidente de Barack Obama pudiera ganar Minnesota.

Coronavirus: EE.UU. y Brasil dudan de la capacidad de sus sistemas sanitarios para enfrentarlo

Se desconoce, por ahora, si Warren terminará inclinándose por alguno de los candidatos. Por su perfil progresista, Sanders sería la opción lógica, sin embargo algunos cruces entre ambos durante la campaña –según la senadora, Sanders le había dicho que una mujer no podría ganar la presidencia– ponen eso en duda.  

Sanders, por su parte, tuiteó: “Elizabeth Warren ha tomado los intereses corporativos más poderosos porque se preocupa por los que se han quedado atrás. Sin ella, el movimiento progresista no sería tan fuerte como lo es hoy en día. Sé que se mantendrá en esta lucha y estamos agradecidos de que lo haga", escribió Sanders y agregó: "La senadora Warren ha llevado a cabo una extraordinaria campaña de ideas - exigiendo que los ricos paguen la parte que les corresponde, acabando con la corrupción en Washington, garantizando la atención sanitaria para todos, abordando el cambio climático, haciendo frente a la crisis de la deuda estudiantil y protegiendo enérgicamente los derechos de la mujer".

Tags relacionados