U$D

MARTES 26/03/2019

Brasil: 50 diputados investigados serán candidatos en octubre

Pese al descrédito de la clase política brasileña, la mayoría de sus actuales representantes se postularán a la reelección en los cargos legislativos. Los implicados en el Lava Jato lo harán para no perder sus fueros

El candidato presidencial Geraldo Alckmin en convención del PSDB

El candidato presidencial Geraldo Alckmin en convención del PSDB

En la contienda electoral de octubre próximo en Brasil, tres de cada cuatro diputados o senadores se postularán para ser reelectos, con lo cual disminuirá significativamente la posibilidad de una renovación en el Poder Legislativo. Según relevó Folha de Sao Paulo en base al registro de las candidaturas ante la Justicia Electoral, el 77,4% de los legisladores federales buscarán su reelección.

La trampa democrática 

Y no es que el resto de los legisladores prevea retirarse de la vida política, sino que la mayoría de ellos disputará otros mandatos -en vez de los que ejercen actualmente-, desde gobernaciones hasta la presidencia. De esta forma, se reduce a un 7% el índice de oxigenación de la política brasileña, apuntó el diario, en referencia a los parlamentarios que no competirán por un cargo público.

Si menos legisladores de los actualmente en funciones se postulara, se ampliaría el espacio para nuevos políticos. 

Es más, pese al desgaste de imagen de la clase política brasileña, en relación a los comicios de 2014, creció el total de candidaturas para repetir mandato: el total de diputados que buscó la reeleción pasó de 387 a 407, un aumento del 5,2%.

Y en senadores, cuando en 2010 se renovaron dos tercios de los escaños, se postularon 29 contra los 32 actuales, un alza del 10,3%.

En total, 55 diputados -el 10% del total de la Cámara Baja- son investigados o están imputados en acciones penales en el Lava Jato y sólo cinco dijeron que no participarán en los comicios de octubre, por lo que la mayoría intentará renovar su mandato. Serán 50 en total.

Barreras para la renovación

Con el aumento de las candidaturas a la reelección y el cambio en el modelo de financiamento, que no permite donaciones empresarias y concentra los recursos públicos en candidatos que ya tienen mandato, se prevé que habrá pocos cambios en la actual configuración del Poder Legislativo. 

"Crearon barreras para la renovación, como el fondo electoral, que quedó concentrado en la mano de los caciques de los partidos", consideró el sociólogo y analista político Antonio Testa, de la Universidad de Brasília. Según Testa, el sistema fue moldeado para garantizar la perpetuación en el poder de aquellos que ya ocupan los escaños. "La oligarquía política brasileña se mantiene. Y en tanto está en el Congreso, trabaja para hacer leyes que la van a beneficiar", evaluó. 

Según Datafolha, en estas elecciones habrá un récord de votos en blanco y anulados. 

Los foros privilegiados y el Lava Jato

En la lista de candidatos a la reelección, hay nombres que fueron citados en el Lava Jato, los cuales perderían sus fueros privilegiados en caso de no ser reelectos, como los senadores Eunício Oliveira (MDB-CE) y Renan Calheiros (MDB-AL), que niegan estar implicados en esa operación. 

Iniciada en abril de 2014, la Operación Lava Jato imputó o condenó hasta ahora a decenas de políticos, empresarios y funcionarios, en la mayor trama de desvíos de dinero en el gigante sudamericano y cuyas ramificaciones se extendieron por varios países latinoamericanos.