Lunes  17 de Febrero de 2020

Argentina varada en China por el coronavirus: “Sentía que en cualquier momento me iba a tirar por la ventana”

Entrevista exclusiva con una de las 14 personas argentinas que están en Wuhuan esperando por la repatriación. Su esposo nació en China, y estaban de vacaciones para festejar el Año Nuevo Chino cuando se enteraron que 'cerraban' la ciudad y se quedaron atrapados.

Argentina varada en China por el coronavirus: “Sentía que en cualquier momento me iba a tirar por la ventana”

Gloria es hija de taiwaneses que emigraron hacia Argentina hace décadas. Actualmente, vive con su esposo en Buenos Aires, su hijo de 6 años, que pronto debería comenzar la escuela primaria, y una beba de 1 año y 8 meses.

“Vinimos para visitar a mi suegra y pasar Año Nuevo Chino, que caía el 24 de enero. Aterrizamos el sábado 18 con los chicos, solo un par de días antes de que nos encerraran acá en la ciudad. Mi esposo ya nos estaba esperando”, cuenta a modo de relato. “Cuando llegamos, la gente no estaba muy enterada del tema de la epidemia lamentablemente. Yo consulté varias veces antes de venir porque justamente quería evitar este tipo de situaciones, pero estaban todos tranquilos”, agrega.

¿Cómo fueron los primeros días en Wuhuan?

Mi esposo nos vino a buscar al aeropuerto y el domingo fuimos a comprar leche y pañales, paseamos y llevamos al nene a jugar a los videojuegos. Los primeros días estuvimos mucho tiempo afuera, y no nos agarró nada gracias a Dios.

¿Cuándo se enteraron del aumento de la   propagación del coronavirus?

Fue dos días después. Con la difusión de noticias sobre el tema de la enfermedad y la gente contagiada, comenzó una especie de pánico. Empezaron todos a comprar barbijos y alcohol en gel. No teníamos guantes descartables, no los conseguíamos al principio, así que se me ocurrió comprar guantes de cocina, algo es algo, ¿no?

¿Cómo fue el momento en que supieron que 'cerraban' la ciudad?

Nos enteramos a las 5 AM. Yo sentía que mi marido se movía mucho en la cama, me levanté y él estaba sentado, mirando las noticias. Ahí fue que me dijo: "mirá, van a cerrar la ciudad en una par de horas". No nos dio el tiempo para reaccionar porque con los chicos durmiendo, todo el equipaje que llevábamos y sin coche, no sabíamos a dónde ir ni cómo. Nosotros supuestamente nos iríamos el 27 de enero, para ese día teníamos el regreso a casa.

¿Cómo viven tus hijos toda esta situación?

Están encerrados en el departamento desde el 22 de enero. Ellos no pisan ni siquiera el pasillo, el ascensor, nada. Están adentro y no los dejamos acercarse ni a la puerta. El ascensor, por ejemplo, es un lugar de alto riesgo de contagio por ser un espacio cerrado. A mi nena no le cuento nada, ella no tiene noción del tema. Le cuento al gordo, pero no lo toma con seriedad, es algo que no le afecta. Si nos enfermáramos nosotros, tal vez sí lo entendería.

¿Y tu suegra cómo lo vive?

De la misma manera que ellos, encerrada. Tiene 62 años, y tiene mayor riesgo de contagio igual que los chicos, por eso no los dejamos salir. Soy yo la que hace las compras, también para tener un pasatiempos, para hacer algo. Además, me apoderé de la cocina, la saqué a mi suegra (risas).

Gloria explica que el mayor problema reside en la falta de conocimiento acerca de la fecha del fin de la problemática, sumado a las noticias negativas, los casos de infecciones y muertes que crecen, y anuncios de que no hay avances de la vacuna. “Uno está encerrado y no sabe cuánto va a durar, no hay esperanzas”, dice casi susurrando.

Todos los días se reporta con sus papás, que están en Argentina, para que se queden tranquilos. “Una vez me quedé dormida, no llegué a llamar a tiempo y mi mamá estaba desesperada tratando de comunicarse conmigo. Entre la diferencia horaria y los problemas que tenemos acá para usar WhatsApp y Facebook Messenger, a veces es muy complicado comunicarnos”, asegura.

En Argentina, ella se dedica a cuidar a sus hijos, y su esposo trabaja como CEO de Huawei, lo cual lo lleva a viajar bastante. Ahora, al no poder salir, hay muchas cosas que le impiden realizar sus labores diarias. Gloria cuenta, acongojada, que en un inicio ella se descargó con su esposo y él sintió mucha culpa de que la familia se quedara allí estancada. “No tiene la culpa de nada”, expresa entre sollozos. “Yo estoy de mal humor y me descargo a los gritos, pero él se la banca toda”, enfatiza. “Al comienzo lloraba a escondidas”, agrega.

Antes de viajar, su mamá le advirtió que había leído una nota que decía que había casos de neumonía, similares al SARS. Pero ella averiguó con su familia en Wuhuan y le dijeron que solo eran “fake news”, rumores. Incluso cuando llegaron, “nadie sabía nada”.

¿Cómo vivís emocionalmente lo que está ocurriendo?

Los primeros días fueron infernales, sin exagerar. Yo sentía que en cualquier momento me iba a tirar por la ventana porque ya no había esperanzas. Estaba estresadisima. Cualquier cosa que sucedía, yo explotaba, con fuertes dolores de cabeza y toda contracturada. Sentía que me iba a agarrar un infarto y me iba a morir ahí nomás. Creo que cualquier persona tendría estos altibajos, en esta terrible situación. Después, me fui adaptando, ahora tengo días y días.

¿Cómo es la rutina diaria de la familia en este momento?

Los chicos se despiertan a eso de las 8 o 8:30. Nos levantamos, desayunamos, juegan un rato. Ahora le empezamos enseñar un poquito del abecedario y de matemáticas al nene, porque no sabemos cuándo volverá al colegio. Un poco de chino también. Si hace bien las tareas, puede mirar tele. También les compramos juguetes a ambos, que no teníamos acá. Almorzamos, merendamos, cenamos y devuelta a empezar. Como yo me apodere de la cocina, mi suegra se dedica a jugar con los chicos.

¿Qué precauciones toman al volver al departamento las pocas veces que salen vos y tu esposo?

Cuando volvemos, la ropa directo al lavarropas. Los guantes se lavan con alcohol, el barbijo al tacho en bolsita cerrada. A lavarse las manos ochenta mil veces. Toda la ropa, afuera del balcón para que se ventile un poco. Abrimos todas las ventanas. No se si sirve, pero eso fuimos haciendo hasta ahora y tuvimos suerte, cruzamos los dedos.

Actualmente, tienen permiso de salir cada 3 días. ¿Cómo manejan esto?

Podemos, pero intentamos no salir ni siquiera esas veces. Cada vez que lo hacemos, compramos en gran cantidad todo lo que podemos y entonces por ahora no es necesario salir, intentamos evitarlo. La realidad es que no nos falta nada… Solo libertad.

Al escucharse decir esas palabras, el silencio se apodera de Gloria por unos segundos, como tomando consciencia más fuertemente de lo que están atravesando. Y recuerda, con nostalgia, que de a poco fue dejando de contestar a todas las personas que le escriben para saber cómo están, excepto a sus papás. Porque día tras día, es siempre lo mismo y se quedó sin esperanzas. Llegó el punto en que el único 'horizonte' que logra vislumbrar es el que puede ver desde la ventana de su suegra en un piso 31.

¿Cómo hicieron para pedir ayuda para salir de China?

En su momento, llamamos a la embajada, hablamos con el consulado. En un principio, nos dijeron que había una posibilidad que era salir manejando en auto. Nos ofrecieron tramitar un permiso para que pudiéramos viajar y realizar cuarentena en otro lado. Pero después, mientras se tramitaba este permiso especial, nosotros decidimos no salir porque la provincia a la que teníamos previsto ir tenía casos de contagios que crecían día a día a una velocidad bastante rápida, y no sabíamos si iban a cerrar esa ciudad también.

¿Cómo fue que solicitaron la repatriación?

A nosotros nos contactaron desde la Asociación de Argentinos en China. Yo no sabía de la existencia de ellos. Hicimos una carta formal para el consulado, y luego surgió la idea de hacer también un video.  

¿Cuál fue la intención original del video?

El video surgió en principio para contar que cada provincia vive una situación diferente, para decir que estamos bien y llevar tranquilidad a los argentinos, más que nada para contrarrestar las falsas noticias que hay y generan que muchas personas piensen que todo el país está como Hubei. Hablando entre todos, decidimos hacer foco en el pedido de repatriación de algunas personas que estamos en Wuhuan, donde la situación es más complicada. Se agradece mucho a quienes hicieron el video para ayudarnos a salir de acá, no hay palabras para agradecer también a la Asociación de Argentinos en China preocupándose por nuestra salud física y emocional, y a todas las personas del Consulado que nos están ayudando.

¿Cómo se enteraron de que serán trasladados a la capital de Ucrania?

Con respecto a lo de Kiev, estuvimos en contacto con las personas del Consulado, siempre hubo buena onda y se los re agradezco. Para cualquier consulta o duda que tenía, siempre había alguien para aclarármela.

¿Está confirmado el vuelo a Ucrania?

Si, pero todavía no sabemos con qué aerolínea viajamos ni dónde realizaremos la cuarentena. Además, aún se tiene que resolver el tema de los cónyuges. Hasta el día de ayer, nos dijeron que los cónyuges chinos podían viajar, pero que necesitaban tramitar una visa si no tenían nacionalidad argentina, trámite que ya fue iniciado. Mi esposo tiene la residencia permanente pero no la nacionalidad. Nos fuimos a dormir tranquilos y contentos, pero después nos enteramos por medio de un mensaje del grupo que tenemos en WeChat (una especie de WhatsApp chino) que este tema aún no está resuelto.

¿Cuántos se encuentran en esta situación?

Entre los 14 que pedimos la repatriación, hay 2 cónyuges chinos, en ambos casos con niños menores. El otro matrimonio tiene un bebé de 8 meses y una nena de 4. Es un tema complicado. En nuestro caso, si mi marido no puede viajar, yo me voy con los chicos igual. Así él se queda más tranquilo por lo menos, sabiendo que nosotros ya nos fuimos. Yo prefiero obviamente que él se venga con nosotros, pero si no nos vamos ahora, no sé cuánto más nos vamos a demorar acá, cuándo vamos a poder volver a casa, cómo ni por dónde.

¿Cómo vivís la espera al vuelo a Kiev?

Se supone que el vuelo sale el miércoles a la noche, pero hasta que yo no esté en el avión o hasta que no haya despegado, yo tranquila no voy a estar, de ninguna manera. Porque uno no sabe capaz que te dicen que sí y después que no, no sé si habrá algún inconveniente de por medio. No lo sé, así que yo no quiero decir nada ni festejar de antemano porque no sé nada.

MONEDAS Compra Venta
DÓLAR B. NACIÓN0,291580,000086,0000
DÓLAR BLUE-0,6329153,0000157,0000
DÓLAR CDO C/LIQ-0,8423-149,2557
EURO0,144696,324396,3843
REAL-0,075815,154115,1612
BITCOIN-8,615417.103,510017.118,5500
TASAS Varia. Ultimo
BADLAR PRIV. Pr. ARS-0,550533,8750
C.MONEY PRIV 1RA 1D-9,090930,0000
C.MONEY PRIV 1RA 7D-8,275933,2500
LIBOR0,05311,0546
PLAZO FIJO0,000034,0000
PRESTAMO 1RA $ 30D-0,662861,4500
TNA 7 DIAS-0,302846,0900
BONOS Varia. Último Cierre Día Anterior
BODEN 20150,00001.424,501.424,50
BOGAR 20180,00009,829,82
BONAR X0,00001.585,501.585,50
CUPÓN PBI EN DÓLARES (LEY NY)0,000095,0095,00
CUPÓN PBI EN PESOS1,76471,731,70
DISC USD NY0,000061,1061,10
GLOBAL 20170,00001.676,001.676,00
BOLSAS Varia. Puntos
MERVAL0,582054.150,6500
BOVESPA0,0500110.132,5300
DOW JONES-0,580030.046,2400
S&P 500 INDEX-0,15843.635,4100
NASDAQ0,470012.037,3260
FTSE 1001,10007.273,4700
NIKKEI-0,580021.803,9500
COMMODITIES Varia. Último Cierre Día Anterior
SOJA CHICAGO0,0000435,0455435,0455
TRIGO CHICAGO0,0000216,1449216,1449
MAIZ CHICAGO0,0000165,3477165,3477
SOJA ROSARIO0,0000344,5000344,5000
PETROLEO BRENT-1,810347,730048,6100
PETROLEO WTI-1,575144,990045,7100
ORO0,16621.808,50001.805,5000

OpenGolf Newsletter

Anotate y recibí el resumen semanal del mundo del golf.

OpenGolf
Revista Infotechnology