Inversiones

Goldman Sachs abre un fondo para invertir en nuevas empresas

Goldman Sachs creó su propio fondo de índice cotizado (conocidos en los Estados Unidos por sus siglas ETF) que representa a empresas de tecnología. De qué se trata.

Esta semana, Goldman Sachs dio a conocer la creación de su propio fondo de índice cotizado (conocidos en los Estados Unidos por sus siglas ETF).

Se llamará "Goldman Sachs Future Tech Leaders Equity (GTEK)" y se trata de una cesta de valores que reunirá empresas tecnológicas con un valor inferior a US$ 100.000 millones en la bolsa de Nueva York.

Los inversores pueden invertir en este ETF, generar ganancias y apostar por las empresas del futuro ya que, según Goldman Sachs, la mayoría solo invierte en las grandes tecnológicas como Facebook, Apple, Amazon, Netflix y Alphabet (también llamadas FAANG).

"Estamos ayudando a nuestros clientes de Estados Unidos a invertir más allá de los titulares de tecnología existentes", declaró Katie Koch, la co-directora del negocio de capital fundamental de Goldman Sachs.

¿Qué es un ETF y cuál es el plan de Goldman Sachs?

ETF.

Se trata de un fondo de índice cotizado que combina el funcionamiento de un fondo de inversión tradicional y una acción.

Los inversores compran una cesta de valores -al igual que un fondo tradicional- y el ETF cotiza en bolsa -al igual que una acción. Formalmente, es un fondo de inversión pero que toma dos modelos de inversiones.

Los ETF cotizan a lo largo de toda la sesión bursátil y pueden comprarse a cualquier hora en que el mercado esté abierto, igual que las acciones. Esto permite, entre otras cosas, conocer exactamente el precio al que se va adquirir la participación en el momento de dar la orden de compra.

Por otro lado, suelen tener tasas y comisiones más bajas que otros instrumentos de inversión.

Además, estos fondos de índice cotizado replican a su índice de referencia. Es decir, comprar una participación de un ETF es equivalente a comprar, en una sola operación, todas las acciones que componen dicho índice de referencia, por lo que cuando se compran participaciones de un ETF se sabe exactamente lo que se está comprando porque puede visualizarse la réplica exacta de su índice de referencia.

En general, reflejan el desempeño de un determinado índice de referencia. En el caso de Goldman Sachs, serán empresas tecnológicas que no alcanzaron un valor de US$ 100.000 millones, es decir, no cotizan en la bolsa.

Al comprar cuota-partes, los inversores invierten en una cartera de acciones sin la necesidad de gestionar cada una de ellas, con la ventaja de participar en diferentes empresas y segmentos.

En esta línea, cada una de las cuotas de un ETF representa una fracción del índice de referencia del fondo. De esta manera, se gana con la diversificación y también con el bajo costo de invertir una canasta de acciones con una única orden de compra.

Tags relacionados

Más noticias de Infotechnology

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios