FACTORES ESTACIONALES TAMBIÉN AYUDARON A QUE EL BLUE BAJARA A $ 6,27

El pago del bono enfriaría el mercado paralelo pero sólo en el corto plazo

A poco del pago de casi u$s 2.200 millones del vencimiento del Boden 2012, el dólar en el mercado paralelo se derritió ante los ojos de los operadores. Ayer, las ventas de blue se pactaban hasta siete centavos por debajo de su precio del día previo, a $ 6,27 por dólar. Analistas y cambistas coincidían ayer en mencionar que el pago del bono surgido luego del corralito influye en los ánimos del mercado, pero factores estacionales y el movimiento de la tasa de interés fueron los que definieron la baja.

El dólar blue tuvo su baja intradiaria más importante desde su escalada de principios del mes pasado. A lo largo del día, el precio fue bajando escalón tras escalón desde los $ 6,34 a los que se operaba el martes.

Operadores y analistas se dividían ayer para explicar la caída de una cotización que llegó a tocar los $ 6,80 a mediados de julio.

Cambistas consultados por este diario dijeron que la menor disponibilidad de pesos por el inicio de mes influyeron en la cotización del mercado paralelo.

También señalaron que, la inminencia del pago del Boden 2012, influye en los ánimos del mercado blue. Está la expectativa de que ese flujo de dólares le quite presión al precio, afirmó uno de ellos. De todas maneras, mientras se mantengan los límites al mercado formal, el piso del blue no está lejos y la llegada de los sueldos de agosto nos va a mostrar cómo se equilibra, añadió.

Luciano Cohan, economista de la consultora Elypsis, afirmó por su parte que esperaban esta evolución del mercado paralelo. En un informe de principios de julio, la consultora señalaba que la escalada del blue estaba influida por la mayor disponibilidad de pesos en un mes de pago de aguinaldos y por el nivel exageradamente bajo de tasas de ese entonces.

Todos esos factores desaparecieron, las tasas subieron bastante de casi 11% a 14% en pocas semanas y se revirtió el efecto estacional de la demanda de dinero en cada mitad de año, comentó Cohan.

Los u$s 680 millones que inyectará a nivel local el pago del Boden 2012 de mañana el 30% del desembolso total que hará el Banco Central, ya que se estima que el resto se pagará a tenedores del exterior puede funcionar, a lo sumo, como una inyección de confianza momentánea, pero no como una mayor oferta para el mercado informal.

No creo que el que acceda a esos dólares negree sus tenencias a cambio de pesos, graficó un operador.

Más aún, hay analistas que señalan que el pago bono puede aumentar la presión sobre el precio del dólar, tanto formal como blue.

El pago tendería a a morigerar la constante demanda por dólares, pero luego del mismo habrá más pesos por cada dólar, dijo ayer Miguel Boggiano, docente de la Maestría en Finanzas de la Universidad de San Andrés.

Caen en el neto las reservas del Banco Central con una base monetaria que crece sin interrupciones, por lo que deberemos pagar más pesos por cada dólar en circulación, añadió.

Noticias del día