Desde hoy

CABA busca voluntarios para estudiar la combinación de vacunas: los requisitos y cómo anotarse

Lo anunció hoy el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós. La inscripción está abierta. Se va a estudiar la combinación de vacunas entre Sputnik V y AstraZeneca o Sinopharm.

Ante la falta de segundas dosis de la vacuna Sputnik V -desarrollada por el Instituto Gamaleya en Rusia- y la presión de la inminente llegada de la variante Delta, la cual según la patóloga Marta Cohen resulta un 120% más contagiosa que la cepa originaria detectada en China a finales del 2019, el Gobierno apura sus planes de vacunación y busca aplicar las pautas completas a quienes aún esperan la segunda dosis.

Sputnik V: Richmond producirá 2 millones de dosis por mes a partir de agosto 

Frente a este panorama, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (CABA) anunció esta mañana que comenzará a probar alternativas de combinación de vacunas en individuos ya inoculados con la primera dosis de la Sputnik V.

Ante la escasez del segundo componente, el ministro de Salud de la Ciudad, Fernán Quirós, abrió hoy la convocatoria para que voluntarios con una sola dosis de la vacuna rusa dada hace más de 30 días se anoten con el fin de estudiar el efecto del uso tanto de los inoculantes de AstraZeneca como los de Sinopharm como una alternativa viable.

"Los que se quieran registrar para ser candidatos de recibir una de tres vacunas, Sputnik V componente 2, Sinopharm o AstraZeneca, se les realizará análisis de sangre antes y después de ser vacunados, van a ser seguidos a lo largo de cuatro semanas para observar tanto los efectos adversos y testear la respuesta inmune", informó el funcionario público.

El objetivo de este estudio no es el de medir la seguridad de la combinación de vacunas, ya que se ha confirmado que no existe riesgo y -tal como indicó Quirós- resulta un procedimiento "seguro y eficaz", sino la efectividad de la Sputnik V en conjunto con cualquiera de las otros dos componentes aprobados por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) en la Argentina, la AstraZeneca o la Sinopharm.

Podrán acceder al programa quienes sean mayores de 21 años y se hayan dado la Sputnik V hace 30 días o más en CABA. La inscripción voluntaria ya se encuentra abierta a partir de hoy en el sitio web de la Ciudad: Estudio de combinación de vacunas | Buenos Aires Ciudad - Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

"El equipo del ministerio de salud se comunicará con quienes hayan sido seleccionados para participar del estudio y realizará un seguimiento telefónico y presencial", establece el sitio web de la Ciudad.

Por su parte, este recuerda también que la inscripción al estudio no deja sin efecto el empadronamiento para la segunda dosis, por lo que si algún voluntario recibe el turno según el esquema habitual deberá priorizar este y avisar que no podrá participar en la investigación.

Tal como indicó Quirós en declaraciones radiales este jueves, el trabajo es "relativamente corto" ya que el grado de inmunogenicidad se controla a los 14 y a los 21 días de aplicada la segunda dosis de la otra vacuna. "Se controla la seguridad y qué efectos adversos tuvieron. Son ensayos muy cortos. Luego están los aspectos regulatorios y de recomendación", agregó.

Este estudio surge en el marco de una importante falta de la segunda dosis de la vacuna Sputnik V en el país, ya que, aunque 17.106.617 individuos han sido vacunados al día de hoy con la primera dosis de cualquiera de los laboratorios aprobados, solo 4.203.409 recibieron la segunda.

Este panorama de escasez espera con ansiedad la producción nacional del segundo componente de parte de los Laboratorios Richmond, encargado en el país de fabricar la Sputnik V. Sin embargo, según declaraciones radiales de su presidente, Marcelo Figueiras, aunque la segunda dosis comenzará a fabricarse en su empresa el lunes, el Instituto Gamaleya todavía debe certificar su calidad.

Esto lleva a un largo proceso de control: "En este caso se hace un triple control y se manda también a Gamaleya una muestra pequeña que se toma en función de las normas de buenas prácticas de manufactura, entonces ahí se produce un cuello de botella porque ellos tienen que repetir los análisis y darle el alta, ese es un proceso que tendría que llevar no más de 12 días", explicó Figueiras.

Tags relacionados
Noticias del día

Comentarios

  • ES

    Enrique Skiarski

    02/07/21

    A la combinación de la china con la rusa la van a llamar CHIRUSA

    0
    0
    Responder