No hay cenizas del volcán Llaima en cielo neuquino

Lo confirmó el coordinador provincial de Defensa Civil. El volcán disminuyó su actividad, aunque no se descartan nuevos aluviones.

“Ya pasó totalmente , aseguró esta mañana el coordinador provincial de Defensa Civil. Emilio Arias, al ser consultado sobre la nube de cenizas que cubrió ayer el cielo neuquino, producto de la erupción del volcán chileno Llaima.

No obstante el gobierno provincial tomó algunos recaudos. Entre ellos ya se envió agua a las localidades del interior, para poder abastecer a la población en caso de que caiga una nueva lluvia de cenizas, como la que ocurrió ayer en Mariano Moreno, Cutral-Co, Zapala, Villa Pehuenia, Aluminé y Ramón Castro.

‘La situación es de total normalidad, incluso en las localidades donde ayer hubo algunos inconvenientes por la ceniza‘, afirmó Arias.

Sin embargo, el Servicio de Geología y Minería de Chile advirtió hoy acerca de la posibilidad de nuevos aluviones en la zona cercana al volcán, que ayer registró explosiones en el cráter y una lluvia de cenizas.
 
El alerta fue difundido por el jefe del Departamento de Geología del servicio, Jorge Clavero, quien adelantó que se realiza un monitoreo para prevenir con anticipación nuevos aluviones volcánicos similares a los ocurridos ayer.
 
Según la edición digital del diario chileno ‘El Mercurio‘, los dos aluviones que el miércoles descendieron por los ríos Colorado y Captrén, a causa de los deshielos que generó la actividad del Llaima, destruyeron una piscicultura, un lugar destinado a la reproducción de peces y mariscos en estanques.
 
Además, los aluviones cortaron parte de un camino y un puente en el sector de Captren que une Curacautín con el Parque Nacional Conguillío. El experto precisó que los ríos más vulnerables a las avalanchas volcánicas son Captrén, Colorado, Truful Truful, El Manzano y Calbuco, ubicados en el área cordillerana que rodea al volcán entre Curacautín y Cherquenco.
 
Justamente, la erupción generó lluvia de cenizas que llegó a una zona de la provincia de Neuquén, más precisamente sobre Zapala y Mariano Moreno. En esta zona de la argentina fueron suspendidos los vuelos aéreos.