Certamen internacional

Estudiantes de la UBA le ganaron a EE.UU. por primera vez en una competencia de Derecho

Maia Czarny, Santiago Rodríguez Chiantore y María Candelaria Vito Farrapeira, 3 estudiantes de la Facultad de Derecho de la UBA, se consagraron campeones del certamen "Clara Barton" de Derecho Internacional Humanitario, una competencia que hasta ahora sólo habían ganado estadounidenses.

La Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA) volvió a adjudicarse un premio que certifica su calidad y excelencia: de la mano de dos alumnos de grado y una graduada reciente, la competencia "Clara Barton" sobre Derecho Internacional Humanitario organizada por la Cruz Roja Internacional ha sido conquistada por primera vez por una universidad latina.

¿Quiénes son los responsables de esta victoria? Se trata de Maia Czarny (22 años), Santiago Rodríguez Chiantore (22), ambos estudiantes de grado, y de María Candelaria Vito Farrapeira (25 años), graduada el año pasado. Este equipo fue el encargado de llevar a la Argentina a la victoria en una competencia en la que, en sus siete ediciones anteriores, Estados Unidos siempre fue el vencedor.

El certamen se llevó a cabo los días 13, 14 y 20 de marzo de forma virtual entre 17 equipos universitarios, con estudiantes tanto de grado como de posgrado. Aquí, Maia, Santiago y Candelaria tuvieron que adaptarse a las situaciones ficticias planteadas como parte de un "juego de rol", es decir, que los estudiantes se convirtieron en los personajes que debían interpretar, tanto con su vestimenta como con su actitud y, principalmente, con sus conocimientos.

El jurado estaba compuesto por profesionales de la Cruz Roja Internacional, militares, jueces y fiscales, todos con experiencia en juicios de tribunales internacionales, quienes calificaron el desempeño de los estudiantes tanto de derecho como de ciencias políticas, relaciones internacionales y de academias militares.

Basándose en diferentes propuestas de situaciones hipotéticas, los alumnos participantes debían aplicar sus conocimientos no sólo sobre Derecho Internacional Humanitario, sino también las nociones generales de Derecho Internacional Público, Derecho Internacional Penal y Derecho Internacional de los Derechos Humanos. De esta forma, los 3 estudiantes de la UBA derrotaron primero a la Academia Militar de Westpoint de Estados Unidos y, en la ardua final, a la Universidad de Loyola, del mismo país.

Rodriguez Chiaronte explicó que "en general no se abre el juego de este certamen a universidades latinoamericanas" y que es por eso que la UBA sólo había participado una vez en años anteriores. De esta forma, tal como cuenta Santiago, "es la primera vez en la historia que una universidad no estadounidense gana la competencia".

"En la final había estudiantes que ya cursaban master y posgrados, nosotros somos todos estudiantes de grado", agregó el alumno, y resaltó otro gran obstáculo que sortearon con éxito: el idioma, ya que la competencia era pura y exclusivamente en inglés.

En cuanto a la final, esta fue una situación aparte. Tal como explica Maia a La Nación, "la Universidad de Loyola había tenido un mejor desempeño" por lo que pudo elegir el rol que cada parte recibiría para la final. De esta forma, los estudiantes de la UBA tuvieron que argumentar a favor de una amnistía para individuos que habían cometido crímenes de guerra en un conflicto armado que los equipos ya venían trabajando a lo largo del certamen, una posición complicada.

"A nosotros nos tocó lo más difícil, pedir esa amnistía y mantenernos dentro de un marco legal. Entonces fue que en el último minuto fuimos por una solución mucho más creativa y pro derechos humanos. Propusimos, por ejemplo, hacer una Comisión de la Verdad en conjunto con esa Ley de Amnistía, pero que fuera parcial y no total, así podía aplicarse solo a los cargos más bajos y no a los jerarcas responsables de toda esa situación", relató Maia sobre la creativa del equipo que les valió la victoria.

Maia, Candelaria y Santiago cumplieron con una variedad de roles para llegar a la final: formaron parte de la misma Cruz Roja como actores en un campo de detención y se plantaron como asesores de un ministro de Defensa en un programa televisivo dónde las preguntas mordaces volaban.

Según Candelaria, el "factor latino", el carisma, fue determinante a la hora de elegir los ganadores: "Creo que al ser más descontracturados y estar listos para cualquier cosa, podíamos estar preparados para cambiar alguna estrategia. Por ejemplo, fuimos miembros de un gabinete de ministros en un show de periodismo y te ponían en el foco para contestar preguntas sin un minuto para pensar. Siempre fuimos rápidos y seguimos las consignas", repasó.

El equipo fue elegido en el 2020 por el comité de selección de la Facultad de Derecho de la UBA y, durante 6 meses, los estudiantes fueron acompañados por docentes y ex participantes de estas competencias, todo coordinado por el profesor Emiliano Buis. "Contamos con profesores que nos daban sus horas sin cobrar nada y esto es un círculo virtuoso, al ver su sacrificio nosotros también ayudaremos a los estudiantes que se presenten", manifestó Maia, de 22 años.

Santiago, Maia y Candelaria se muestran orgullosos de haber representado a la UBA en un contexto mundial, abriendo puertas tanto para sus futuros como para el de la facultad, la cual sigue demostrando su excelencia internacional. "Estamos muy orgullosos de la universidad pública, desde el momento en que quedamos elegidos para competir pensamos que era un honor poder devolverle un poco a la facultad todo lo que hizo por nosotros", concluyó Maia.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

Formá parte de El Cronista Member y sumate al debate en nuestros comentarios