Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Las pólizas de accidentes personales tienen su Airbnb

SeguroAP es una start-up mendocina creada por dos emprendedores que ofrece una disruptiva herramienta de tres pasos para acabar con la burocracia en las coberturas de accidentes personales para trabajos temporarios. En qué consiste.

Es fin de semana y en la entrada de La Rural hay una fila de trabajadores. En la zona de acreditaciones, la pregunta se repite: ¿Tiene seguro de accidentes personales? La respuesta suele ser negativa. Fotógrafos o técnicos se quedan sin poder realizar trabajos esporádicos de uno o dos días por no haber contratado una póliza que las firmas ofrecen por un plazo mínimo de un mes. ¿Por qué alguien que va a trabajar dos días tiene que contratar un seguro de 30?, se preguntaba Ricardo Bueno, fundador de SeguroAP.
Su start-up propone un método similar al de Airbnb para este tipo de seguros: el cliente elige qué actividad cubrir, el número de personas y la cantidad de días. Indica la aseguradora que quiere contratar, rellena los datos y paga. El precio promedio, por persona, por actividad y por día, es de $ 8.
Bueno y su socio, Marcos Farello, trabajan como productores de seguros en Mendoza. El primero venía del mundo de la programación y Farello trabajó asesorando en esta área al Banco Nación. Combinaron su expertise y comenzaron a funcionar como una agencia tradicional. Sin embargo, no fue hasta fin de 2015 cuando decidieron crear SeguroAP.
"Un cliente trabajaba con un servicio de catering y requería seguros para personal eventual. Era el fin de semana y había demanda de altas y bajas, porque el personal temporario se confirma sobre la hora", relata Bueno. Luego, llegaban los inconvenientes de última hora: "A veces, me llamaba los sábados a la noche, que necesitaba una modificación porque se le cayó una persona".
Cansado, un día comenzó a teclear código y publicó una versión beta. Le dio al cliente un usuario y una clave. Desde entonces, no volvió a recibir una llamada. "Él administraba sus pólizas, pagaba e incorporaba a nuevos trabajadores. Empezó a circular el boca a boca y crecieron los usuarios".
Los empresarios vieron la oportunidad en un tipo de segurosespecífico y barato que los productores no suelen vender y que ofrecen como complemento de compras más grandes. "Al productor tradicional le interesa un seguro con mayor rentabilidad", destaca.

En busca de impulso

Este año, SeguroAP fue seleccionada por la aceleradora NXTP Labs para participar en su programa Fintech. Con el apoyo de esta plataforma y la búsqueda de inversores, Bueno y Farello pretenden dar el impulso definitivo a su empresa con una inversión inicial de u$s 300.000 a la que esperan llegar en un año y medio.
Aunque el servicio ya cuenta con unas 2.000 contrataciones al mes, el desarrollo tecnológico está a medio camino: "Necesitamos sacar una app multiplataforma y montar publicidad", explica Bueno sobre sus planes para los próximos 18 meses, un plazo en el que espera haber desembarcado en Brasil, Uruguay y Chile.
Al desarrollo y a una pequeña inversión, se sumó la ingeniería social necesaria para lograr el apoyo de SanCor y La Meridional, que tras varias reuniones, decidieron sumarse. "Les propuse un convenio para que habilitaran la contratación del seguro por días", explica.
Su negocio cobra una comisión por cada seguro contratado, un pequeño costo por el servicio que se suma al precio final que pagan los usuarios a las aseguradoras: oscila entre $ 3,50 y $ 12.
La dificultad pasa por inculcar su espíritu rompedor a otras aseguradoras. Este empresario entiende que el mundo del seguro está estancado por miedo a que Internet sustituya a los productores. "Queremos ayudarlos a innovar", concluye.
Alberto Ortiz

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar