LA EXPANSIÓN SIGUE MUY LIGADA A LA FUERTE RECUPERACIÓN DE ESTADOS UNIDOS

La economía de la eurozona vuelve a repuntar

Aunque se observa mayor optimismo en el sector corporativo, analistas advierten que el crecimiento podría detenerse si se fortalece la moneda única

Europa hizo un tentativo primer avance en el camino de la recuperación la semana pasada, cuando dos economías de peso pesado en la región, Alemania y Francia, crecieron a su ritmo más acelerado en más de un año.

Pero la expansión, presagiada durante las últimas semanas por una ráfaga de optimismo, sigue siendo frágil y todavía podría detenerse si se fortalece la moneda única, advierten los economistas.

Alemania, la economía más grande de la eurozona, superó su segunda recesión en el tercer trimestre. Registró un crecimiento de 0,2%, su primer avance desde el mismo período del año pasado.

La economía francesa repuntó con fuerza en los tres meses finalizados en septiembre, con un Producto Bruto Interno que se incrementó un inesperado 0,4%, tras una contracción de 0,2% en el segundo trimestre.

En Holanda, la economía también logró salir de la recesión ya que se expandió 0,1% después de tres trimestres de contracción.

Estimaciones de los economistas afirman que el crecimiento para la eurozona se acercan al 0,3%. Las cifras incluyen el desempeño de Italia, que también registró un avance.

Las estimaciones confirman que la eurozona superó al peor de sus enemigos económicos. Pero también recalcan la lentitud de la recuperación de Europa, en comparación con el rápido repunte de Estados Unidos y Asia.

“Sobre una base anualizada, la economía de la eurozona creció 1,25% en el tercer trimestre...Estados Unidos logró 7,2% , contó Rainer Guntermann de Dresdner Kleinwort Wasserstein.

Pero se cree que el crecimiento tomará impulso en el cuarto trimestre. “Nuestra mejor proyección es de 0,5%, cerca de la tasa tendencial de crecimiento de la eurozona de entre 2% y 2,5% anual , dijo Gwyn Hacche de HSBC. Lucas Papademos, vicepresidente del Banco Central Europeo, señaló que hasta el 2005 el crecimiento de la eurozona no llegará a su ritmo total de entre 2% y 2,5% anual.

Los datos se conocieron en medio de un momento en que se observan señales de optimismo en el sector corporativo. El gigante industrial Siemens, la telefónica Deutsche Telekom y el grupo de gas Linde, superaron los pronósticos de ganancias y predicen mayores aumentos en sus ganancias.

Pero los datos sobre el PIB demostraron que el repunte de la actividad está muy ligado a la fuerte recuperación de Estados Unidos, mientras que el consumo local, especialmente en Alemania, se mantiene rezagado respecto del crecimiento.

Las señales de recuperación probablemente refuercen la postura de “esperar y ver que tomó el Banco Central Europeo respecto de la política monetaria. La entidad quiere mantener las tasas en 2% durante varios meses.



Más de Impresa General