CANAD SE CONVIRTIÓ EN EL PRINCIPAL APORTANTE DE CAPITAL DE LA ARGENTINA

El 32% de las inversiones fue a nuevas plantas productivas

De enero a setiembre el país recibió 4.195 millones de dólares en inversiones realizadas o proyectadas. La cifra es 70% superior a la registrada el año pasado

De los 4.195 millones de dólares en inversiones realizadas o proyectadas en la Argentina en los primeros nueve meses de este año, sólo 864 millones corresponden a la apertura de nuevas unidades productivas. Así lo destacó un informe del Centro de Estudios para la Producción (CEP), organismo que depende de la Secretaría de Industria.

El estudio también señaló que la cifra total de inversiones de este año es 70% superior a la que se alcanzó en 2002, pero 88% inferior a la del pico registrado en el período 1997-1998.

Según el CEP, de enero a septiembre de este año las inversiones denominadas “formación de capital llegaron a 2.700 millones de dólares. De ese monto un 68% corresponde a ampliaciones de plantas y el resto a la puesta en práctica de nuevas unidades productivas o comerciales.

A nivel sectorial, la muestra indicó que la inversión en bienes desplazó a un segundo plano a la gran vedette de los ’90: los servicios. Este cambio, según el CEP y los analistas del mercado reflejó el cambio de precios relativos generado por la devaluación.

Esta importancia de los sectores transables se manifestó en el hecho de que las inversiones se concentraron básicamente en actividades extractivas (como la minería), la industria y la infraestructura.

Otro dato para tener en cuenta es que las provincias que recibieron las mayores inversiones en 2003 fueron Buenos Aires (se cuenta la Capital Federal) con el 22,4%, seguido por San Juan (21,4%), Neuquén (14,5%), Salta (6,3%) y Córdoba (5,3%).

Según el CEP, no fue novedad que la Capital Federal y la provincia de Buenos Aires encabecen el ranking de captadores de inversión, ya que entre ambos distritos concentran un tercio del Producto Interno Bruto (PIB) del país. Sin embargo, la sorpresa fueron las fuertes inversiones que se están realizando en la industria minera que hace que la Patagonia y el norte argentino cobren relevancia.

El informe también demuestra que Canadá se convirtió, si se tiene en cuenta sólo los primeros nueve meses del año, en el principal inversor de la Argentina. Desde ese país se recibió el 24% de la inversión total. En segundo lugar figura los inversores locales y tercero es España con 14%.

Del total de inversiones también se destacó que el 35,6%

(u$s 1.494,6 millones) correspondieron a transferencias de empresas. Así, desde enero a setiembre de 2003 se realizaron 48 fusiones y adquisiciones.

En ese sentido, si bien en el mercado se aseguró que el número de adquisiciones está en aumento, todavía está lejos de los años ’97 y ’98, donde se registraron en promedio 209 cada doce meses.

Si se excluyen las inversiones del sector minero, el resurgimiento de las fusiones y adquisiciones estuvo motorizado por las compras realizadas por capitales nacionales o regionales. Una muestra de ello fue que este año la inversión más resonante estuvo a cargo del grupo Werthein, los antiguos dueños del Banco Mercantil, que se quedaron con el control (compartido con el grupo italiano Generali) de Telecom Argentina. Otro ejemplo se dio el año pasado, cuando Quilmes y Pecom, fueron adquiridas por las brasileñas Amveb y Petrobras respectivamente.

Este año, aclaró el CEP, se registró que los mayores cambios de manos no se dan en empresas con sus finanzas ordenadas sino en compañías altamente endeudadas, y muchas en proceso de reestructuración.