EL DUEÑO DE NORDELTA SE ACCIDENTÓ MIENTRAS PRACTICABA UN DEPORTE EXTREMO

Costantini está internado y estable

El empresario Eduardo Costantini, propietario del megabarrio privado Nordelta, sufrió el martes un grave accidente mientras practicaba kitesurfing –un deporte en el que se utiliza una tabla similar a la de surf con un parapente– en el complejo ubicado en Tigre. El directivo sufrió politraumatismo con fracturas múltiples y debió ser internado en terapia intensiva en el Sanatorio Otamendi. Según el último parte médico, está fuera de peligro y clínicamente estable.

Costantini, de 57 años, titular de la financiera Consultatio y también dueño del Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (Malba), ingresó al Sanatorio el día 11 de noviembre a las 19.30 horas. El parte médico indicó que, tras su evaluación inicial, se lo derivó a la Unidad de Terapia Intensiva. El nuevo parte médico se dará en las próximas horas, de acuerdo a su evolución.



Deporte extremo

El Kite surfing es un deporte extremo innovador que combina el windsurf, el surf y el wakeboard. Se utiliza una vela similar a un parapente, que es tomada con las manos por la persona y una tabla pequeña con la que se navega. Propulsado por el viento, el surfista puede desplazarse sobre el agua con la tabla a gran velocidad, y dar saltos de más de diez metros de altura y cincuenta de desplazamiento lateral.