EL INCREMENTO FUE LEVE Y SE DIO EN L NEAS DE CORTO PLAZO

Tras más de 6 meses en baja, subieron en junio las tasas de los créditos a empresas

Los bancos trasladaron a préstamos el alza de las tasas de plazos fijos. La feroz competencia entre las entidades para crecer en el segmento empresas puso un techo a la suba

En junio, el costo de fondeo de los bancos aumentó. Es que después de seis meses en franca baja, las tasas que pagan las entidades por plazos fijos subieron por encima del 10%. Y ahora, ese incremento está comenzando a sentirse también en los intereses que deben pagar las empresas para financiarse: según el Banco Central (BCRA) las tasas de algunas líneas de corto plazo –como las de adelantos en cuenta corriente y documentos a sola firma– aumentaron en junio en hasta 0,7 puntos porcentuales respecto de mayo.

Consultados al respecto, los bancos reconocieron el aumento. Sin embargo, aseguraron que la fuerte competencia que existe entre algunas entidades para crecer en el segmento de préstamos a empresas no sólo le puso un techo a esa suba, sino que también llevó a que las tasas de algunas líneas puntuales –especialmente, las dirigidas a Pymes y al agro– sigan manteniendo una tendencia a la baja.

“Hay una feroz competencia, sobre todo entre los bancos privados, en el segmento de créditos a empresas. Es por eso que, aún en el actual contexto de inflación y de suba de las tasas pasivas, algunas entidades siguieron bajando los intereses que les cobran a las compañías , indicó el gerente de créditos de un importante banco local. “De todos modos, en algunas líneas comerciales hemos visto aumentos, y de aquí en más puede esperarse que esa tendencia se acentúe un poco , agregó.

En concreto, el BCRA informó ayer, a través de su Informe Monetario mensual, que en junio la tasa de interés promedio de los adelantos en cuenta corriente con acuerdo previo otorgados a empresas por hasta 7 días de plazo y por montos superiores a $10 millones (que representaron una quinta parte del total de adelantos en cuenta corriente con acuerdo), se ubicó en 10,1%, con un aumento de 0,4 puntos porcentuales respecto al promedio de mayo. De todos modos, si se considera el total de operaciones de adelantos en cuenta corriente, la tasa de interés se mantuvo en un nivel cercano al 18,8%. Por su parte, dentro de las tasas de interés de las financiaciones instrumentadas a través de documentos (descontados, a sola firma y comprados), la tasa de interés de la modalidad más operada (documentos a sola firma) se incrementó 0,7 puntos porcentuales respecto al promedio de mayo, alcanzando un nivel aproximado del 15,3%.

Según los expertos, el aumento en el costo de fondeo de las empresas es consecuencia directa de la suba que mostraron, desde fines de mayo en adelante, las tasas de interés que pagan los propios bancos para financiarse. Según el BCRA, durante junio las entidades financieras incrementaron los intereses que pagan por los plazos fijos del segmento mayorista. En efecto, el promedio mensual de la tasa Badlar –la que pagan los bancos privados por los depósitos de hasta 35 días, por $1 millón o más– se ubicó en 10,1%, con un aumento de 0,7 puntos porcentuales respecto al promedio de mayo. “La Badlar ha tenido una pequeña suba, y eso es un parámetro que nosotros consideramos clave a la hora de poner precio a las operaciones de financiación a empresas , aseguraron desde una importante entidad estatal.

La suba de las tasas no impidió, sin embargo, que la cartera de créditos a empresas haya crecido el mes pasado. Los datos del Central muestran, incluso, que los préstamos destinados principalmente a financiar actividades comerciales crecieron en junio 4,1% ($2.095 millones). “Este es el mayor incremento registrado para este mes en los últimos 4 años , aseguró la entidad monetaria. En este sentido, los adelantos en cuenta corriente se incrementaron en el mes 4,8% ($920 millones). Las restantes financiaciones aumentaron 9,1% ($680 millones).