Espera la luz verde de la CNDC para definir inversiones

Si bien Carmargo Correa anunció la compra de Alpargatas en octubre pasado, la operación aún no fue aprobada por la Comisión Nacional de Defensa de la

Competencia.

En San Pablo, en la sede de Camargo Correa, no trasciende cifra alguna sobre a cuánto ascenderían las futuras inversiones en Alpargatas.

“Recién lo haremos cuando la CNDC apruebe la operación , se excusan. Sucede que, además de Alpargatas, Camargo Correa es dueño también del 54,5% de Tavez, una sociedad que, a través de Santista Textil, controla la ex Grafa, la otra fabricante local del tejido.

A través de sus empresas controladas, el holding brasileño dominaría el mercado argentino de denim, la tela utilizada en la producción de jeans. Por ello, la CNDC podría obligar a Sao Paulo Alpargatas a desprenderse de ciertos activos para dar el visto bueno final a la transacción.

“Esperamos que la CNDC se expida en dos o tres meses , comenta Marcio Utsch, CEO de São Paulo Alpargatas.

Dada la situación que la Alpargatas argentina pasó en la última década –se concursó a fines de la década de los ’90 y recién en 2007 reestructuró su deuda–, se presume que sus plantas (once, en siete provincias) necesitarán una fuerte reinversión tecnológica, amén del desembolso en marketing y publicidad que los brasileños proyectan hacer para avanzar en la carrera comercial.

Por lo pronto, aseguran tener cifras “ostentosas en carpeta. “Una cosa es clara: somos inversores de largo plazo , asegura Marcelo Araújo, responsable máximo de los negocios textiles y siderúrgicos de Camargo Correa.

La compañía posee, en la Argentina, cuatro plantas textiles (Florencio Varela, Chaco, Corrientes y Catamarca) y seis de calzado (dos en Catamarca, una en Tucumán, La Pampa, San Luis y Florencio Varela), además de su sede en Capital Federal.

Noticias del día