Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Sea por Lebac o por pases, el alza de tasas conlleva un costo muy alto

por  NERY PERISCHINI

Economista de Inversor Global
1
Sea por Lebac o por pases, el alza de tasas conlleva un costo muy alto

Si bien el mercado entiende que la tasa de referencia es la de pases, estaba muy acostumbrado a tomar a las Lebac como guía. Esta costumbre es muy difícil de revertir, por lo que pese a no tener ese status, las letras siguen haciendo el trabajo sucio de absorber liquidez. Tras aumentar la tasa de pases y elevar la de Lebac en el mercado secundario, el incremento de ayer no sorprendió. Lo que hay que tener en cuenta es que independientemente del instrumento que se utilice, el Banco Central (BCRA) es el único que está financiando esta esterilización, que no es gratuita.

El BCRA tiene un costo muy alto de la mano de intereses más elevados, y al tener títulos de deuda con vencimientos tan cortos, los termina renovando para no poner pesos en la calle.

Por otro lado, el presidente del Central, Federico Sturzengger sostuvo que va a parar del lado comprador en el mercado de cambios, lo que podría poner presión al dólar. No obstante, habrá que ver hasta qué punto el organismo está dispuesto a comprar dólares y a convalidar tasas más alta: si compra divisas, emite pesos y tiene que esterilizar; toda adquisición que tenga que hacer de reservas deriva en más Lebac o más pases. En definitiva, es un círculo, una encrucijada de la que no es fácil salir.

A priori la suba de ayer no fue una buena noticia para la actividad, porque existe una tendencia a armar carteras de inversión antes que hacer una inversión de carácter productivo. Sin embargo, la actividad podría obtener cierta ganancia por competitividad vía precio, dado que creemos que puede haber un piso ya viejo del dólar en $15,30 y uno nuevo de $16 a partir de la segunda mitad del año. De hecho, muchos bancos de inversión recomiendan dolarizar la cartera a mitad de año.

En cuanto a la meta, se lo ve muy confiado al Central en cuanto a su cumplimiento. Creo que, en el mejor de los casos, la inflación estará en torno a 20%, no obstante, es una muy buena señal que el BCRA esté haciendo los esfuerzo para cumplir ese objetivo.