Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Salida de capitales en emergentes llegaría u$s 450.000 millones este año

Brasil, Turquía y Sudáfrica son algunos de los países más vulnerables, por la debilidad de la política a nivel macro, los altos niveles de endeudamiento corporativo e importantes déficit de cuenta corriente. Se destacan positivamente México e India. Preocupan la desaceleración de la economía china y la recesión de Brasil y Rusia

Salida de capitales en emergentes llegaría u$s 450.000 millones este año

Los mercados de bonos y acciones de países emergentes se encaminan a un nuevo año de fuertes salidas de capitales, generadas por una desaceleración del crecimiento global y un alto endeudamiento corporativo, señaló el Instituto de Finanzas Internacionales (IIF). Estimó que las salidas netas de capitales de los mercados emergentes alcancen los u$s 448.000 millones este año. En 2015, las salidas alcanzaron u$s 735.000 millones, muy por encima de los u$s 111.000 millones registrados en 2014 y más de lo estimado.


Según Reuters, el IIF anticipó que salidas fuertes desde China -que reflejaron los temores sobre la moneda y el crecimiento del país- fueron determinantes en las pérdidas de 2015, cuando registró salidas por u$s 676.000 millones. La economía china creció en 2015 a su ritmo más débil en 25 años, lo que alentó la expectativa de que Pekín aplicaría más medidas de estímulo, lo que generó turbulencias en sus mercados accionarios. "Pero la debilidad se extiende mucho más allá de China, dado que hemos visto persistentes salidas de un rango amplio de mercados emergentes, con inversores cada vez más preocupados por los pronósticos de crecimiento y el alto endeudamiento corporativo", dijo Charles Collyns, gerente de IIF.


El IIF, que estudia a 30 emergentes, agregó que Brasil, Turquía y Sudáfrica son algunos de los países más vulnerables, por la debilidad de la política a nivel macro, los altos niveles de endeudamiento corporativo e importantes déficit de cuenta corriente. Si bien hay ciertos países que se destacan positivamente, como México e India, con la preocupación creciente sobre China y con Brasil y Rusia en recesión por segundo año consecutivo, se teme que los retornos de inversión en el sector no se recuperen pronto.


Las economías emergentes parecen estar atrapadas en un débil ciclo de crecimiento e inversiones. Y aunque no son ajenas a las crisis financieras, los líderes que se reunirán en el Foro Económico Mundial de Davos este año temen que el endurecimiento del crédito en EE.UU. y la fortaleza del dólar, junto a una desaceleración de la economía china y una implosión del "superciclo" de las materias primas sea más difícil de mitigar.


"El panorama global y los motores para los mercados emergentes son muy diferentes al 2001", dijo el jefe de mercados emergentes en ICBC Standard Bank, David Spegel, respecto de Asia, Rusia y Brasil recuperándose de la crisis de fines de los 90. "En esa época, todas las estrellas estaban alineadas para la globalización y los mercados emergentes fueron los que más se beneficiaron. Esta vez, simplemente no tenemos esos catalizadores múltiples".


El temor a grandes salidas de dinero está en la mente de las autoridades. Para enfrentar el éxodo, los emergentes podrían tener que recurrir a medidas radicales, como intervenciones coordinadas en el mercado, sugirió el jefe del banco central mexicano, Agustín Carstens.