Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reservas cayeron u$s 2700 millones por pago a bonistas reestructurados

Reservas cayeron u$s 2700 millones por pago a bonistas reestructurados

Ayer se concretó el pago a los bonistas reestructurados que dejaron de percibir intereses por títulos argentinos en julio de 2014, tras la medida cautelar del juez neoyorquino Thomas Griesa que trabó las emisiones de deuda surgidas de los canjes 2005 y 2010. Las reservas internacionales finalizaron ayer u$s 31.511 millones, un retroceso de u$s 2.707 millones respecto al día anterior.

"En el día de la fecha se efectivizó el pago de los instrumentos con jurisdicción en el exterior, oportunamente suspendidos por la medida cautelar dictada por el Juez de Nueva York, Thomas Griesa. Este pago ascendió al equivalente de u$s 2.694,5 millones", explicó el Banco Central (BCRA) en un comunicado.

"La liberación de los pagos a los bonistas que aceptaron los canjes de 2005 y 2010 completa los pasos hacia la mejora en la calificación de riesgo de Argentina", celebró el Ministerio de Hacienda y Finanzas en otra comunicación.
Las reservas ganan u$s 8655 millones en lo que va del año como resultado, principalmente, de la colocación de deuda por u$s 16.500 millones que concretó el Tesoro en abril, y por la toma de un crédito de corto plazo (un "repo") con bancos internacionales por u$s 5000 millones en enero.

En julio del 2014 Griesa empujó a la Argentina al default técnico tras la suspensión de los pagos de cupones de los bonos canjeados. El país no podría concretar pagos a los tenedores de bonos reestructurados hasta tanto pagara los fallos en contra en favor de tenedores de bonos que optaron por no entrar a los canjes.

El país había creado un fondo fiduciario en el Banco Nación –por la ley de pago soberano, ahora anulada– destinado al pago a los esos tenedores de títulos reestructurados, que había superado a los 2.500 millones de dólares.
Como los bonistas no reclamaron, ni vinieron a retirar su pago, los dólares nunca salieron del país, y hasta ayer momento eran considerados parte de las reservas del BCRA.

En el mercado de cambios, el BCRA tuvo una participación compradora por u$s 39 millones (expansión de la base monetaria por $ 553,9 millones).