Por la baja de reservas, el BCRA redujo a la mitad su poder de fuego

Las reservas internacionales netas disminuyeron junto con la salida de depósitos en dólares y, así, se limitó la capacidad de intervención del Banco Central mediante ventas en el mercado cambiario.

El Banco Central (BCRA) ya redujo a la mitad su capacidad de intervención con reservas. Si bien el cepo cambiario ayudó a contener la salida de dólares, el poder de fuego de la autoridad monetaria disminuyó en los últimos meses y los economistas aseguran de seguirá cayendo hacia fin de año.

Desde las elecciones primarias, las reservas brutas perdieron más de u$s 16.600 millones y las netas (RIN), es decir aquellas que el BCRA puede usar para vender con el fin de contener el dólar, bajaron casi a la mitad. Los analistas coincidieron en que el nivel seguirá descendiendo junto con las salidas de depósitos y los pagos de deuda.

Melisa Sala, economista principal de LCG, explicó: "Las RIN antes de las PASO eran u$s 22.300 millones. Si a esto le descontábamos los pagos de deuda en pesos y dólares que el Tesoro iba a hacer entre septiembre y diciembre, quedaban aproximadamente u$s 12.400 millones para intervenir". Y agregó que, al tipo de cambio de $ 45, esas RIN equivalían al 45% del total de los depósitos a plazo. Sin embargo, en aquel momento tanto mayoristas como minoristas podían huir del peso, mientras que tras el cepo solo las personas físicas (unos $ 535.000 millones) pueden llegar a dolarizarse.

"Hoy las RIN suman u$s 13.600 millones. Descontando los pagos pendientes solo de la deuda en dólares (la deuda en pesos ya no se puede dolarizar) para lo que queda del año (u$s 2200 millones), el BCRA dispondría de $ 11.400 millones, equivalentes a $ 680.000 millones, con un tipo de cambio de $ 60", resaltó Sala. Ese monto de RIN, calcularon en la consultora, representaría un poder de intervención de u$s 230 millones diarios hasta el cambio de mandato.

Matías Rajnerman, economista jefe de Ecolatina, estimó las RIN en alrededor de u$s 13.000 millones. "Entendemos que van a seguir cayendo, aun cuando no haya una dolarización masiva. Por un lado, por el retiro de depósitos en dólares y, por otro, por el pago de Letes a personas humanas y los primeros rolleos del reperfilamiento. En ese marco, entendemos que llegarán a las elecciones de octubre por debajo de los u$s 10.000 millones", anticipó, al tiempo que consideró que son niveles bajos en comparación con la deuda argentina. En ese sentido, dijo, la intensificación del cepo dependerá del ritmo de salida de los depósitos y la renovación de deuda que logre el próximo gobierno.

Para Miguel Zielonka, director asociado de Econviews, las RIN llegarán a fin de año en un rango de entre u$s 4000 y 8000 millones. Con respecto a una eventual dolarización de los depósitos en pesos, sostuvo: "El límite de u$s 10.000 lo pueden bajar cuando quieran, para mí le queda poca vida a ese tope, es relativamente grande".

Tags relacionados