Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Por expectativa de menor ingreso de divisas, el dólar pegó un salto

Operadores especulaban ayer con la posibilidad de que el BCRA compre todas las divisas que obtienen las provincias a través de sus bonos. Algo de eso ya se vió la semana pasada con la compra de u$s 300 millones a la Provincia de Buenos Aires fuera del mercado, de manera tal que el dólar no se desplomara. Dujovne negó ayer en una entrevista que hayan coordinado con Sturzenegger un piso para la divisa

Por expectativa de menor ingreso de divisas, el dólar pegó un salto

El dólar en las pizarras minoristas saltó ayer 11 centavos hasta cerrar en $ 15,93 como resultado de la expectativa de una reducción de la oferta de divisas para los próximos meses.

La posibilidad de que el Banco Central (BCRA) evitara la llegada al mercado de los dólares que obtienen las provincias al colocar deuda en el exterior fue el motivo para que los operadores pagaran precios al alza ayer, y para que desde Gran Bretaña el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, tuviera que salir a negar un pacto con la autoridad monetaria para subir al dólar.

En el mercado mayorista la divisa llegó a trepar 14 centavos antes de perder la mitad de lo ganado en los últimos momentos de la rueda, luego de la desmentida oficial. Cerró en $ 15,63, siete centavos por encima de su nivel del viernes anterior.

El dólar gana 0,84% en el mes y 1,64% en lo que va del año. En términos interanuales gana 9,02%.

La disparada del dólar mayorista arrancó con la primera operación del día, pactada en $ 15,70. Según operadores, un reporte periodístico publicado por Infobae.com que hablaba de un pacto entre Hacienda y el titular del BCRA, Federico Sturzenegger, para hacer subir al dólar mediante la compra de todas las divisas obtenidas por las provincias a través de sus colocaciones de deuda con emisión monetaria, sin pasar por el mercado.

El rumor separó al peso de sus pares: todas las otras monedas de la región se apreciaron frente al dólar.

"No sólo no lo confirmo, niego ese tipo de acuerdo. Tenemos un banco central independiente y el banco central decide cómo intervenir en el mercado", dijo Dujovne en una entrevista en la que agregó que el país está cómodo con un régimen de tipo de cambio flotante y afirmó que el peso es más competitivo que bajo gobierno anterior.

Sin embargo, la semana pasada el BCRA sí evitó que la Provincia de Buenos Aires volcara al mercado parte de los u$s 1500 millones que emitió a principios de año.

La entidad conducida por Sturzenegger emitió $ 4665 millones el 15 de marzo para comprar u$s 300 millones al Banco Provincia, de manera que esas divisas no torcieran la balanza en favor de la oferta y el precio del dólar se desplomara.

La compra fue una rareza. El BCRA ya había emitido $ 47.409 millones en el año para comprarle unos u$s 3000 millones al Tesoro Nacional, pero no había hecho lo mismo con provincias.

Como señala en su último informe semanal el economista Federico Muñoz, titular del estudio que lleva su nombre, en el sistema hay casi u$s 11.000 millones en depósitos del sector público en moneda extranjera, cuando el año 2016 había terminado con cerca de u$s 2000 millones. Ese crecimiento es resultado de la colecta de dólares que hicieron el Tesoro y provincias como Córdoba, Chaco, Entre Ríos, La Rioja o Santa Fe a través de sus colocaciones de deuda y los operadores calculan ese flujo de dólares en el mercado en sus estimaciones de dólar para los próximos meses. Ayer, por ejemplo, las reservas del BCRA crecieron u$s 258 millones por el ingreso de dólares recaudados el jueves pasado vía la emisión de letras del Tesoro.

En la autoridad monetaria negaban la existencia de cualquier pacto o plan ayer, e insistían con que el BCRA no persigue objetivos de tipo de cambio. De hecho, la hipótesis de Sturzenegger es que el tipo de cambio real multilateral –que mide que tan competitivo es el peso– se mantiene estable desde mediados del año pasado y muy por encima de su nivel en tiempos de Cepo cambiario. En lo que va de febrero, sin embargo, eso cambió con una caída de 2,1 puntos de ese indicador en el promedio de lo que va de marzo en comparación con el promedio de febrero (ver pág. 2).

La disparada del dólar de ayer, al menos, se abortó rápido. Tras los dichos de Dujovne, oferta que esperaba mejores precios se volcó rápido al mercado.