Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Por el juicio a Rousseff, en 100 días el Bovespa trepó casi 70% en dólares

Desde que se formalizó la posibilidad de un impeachment a la presidenta, a mediados de enero pasado, el índice se disparó. En sintonía, el real avanzó un 17% frente al dólar

Por el juicio a Rousseff, en 100 días el Bovespa trepó casi 70% en dólares

El mercado brasileño se movió al ritmo de lo que sucedía en el plano político, ya que el Senado dio inicio ayer a la sesión en la que se define el futuro de la presidenta Dilma Rousseff. Así fue como el Bovespa creció hasta 1,2% para luego desinflarse y terminar 0,6% abajo, debido a que se preveía que la decisión no iba a conocerse ese mismo día.

No obstante, es primordial analizar un comportamiento más amplio: medida en dólares, la bolsa se catapultó casi 70% –un 67,5%– desde el 21 de enero, fecha en que el impeachment a Rousseff tomó fuerza.

Por su parte, el real se apreció, desde el mismo plazo, un 17%, incluyendo el alza de ayer de 0,6% frente a la moneda estadounidense, que lo llevó a cerrar en 3,445 por dólar.

Esta madrugada el Senado podría suspender a la presidenta. Si la cámara alta logra una mayoría simple entre 81 senadores, se le iniciaría un juicio político por violar leyes presupuestarias. En definitiva, Rousseff se alejaría del poder luego de desalojarla del poder, 19 meses después de haber sido reelegida para un segundo mandato. Asimismo, se pondría fin a 13 años de su gobierno, el Partido de los Trabajadores (PT).

El mercado anticipa que la salida de la mandataria promoverá un cambio positivo en la economía brasileña, por eso es que desde hace poco más de 100 días vienen reaccionando con optimismo.
El índice paulista llegó a subir hasta la barrera psicológica de los 54.000 puntos, pero al cierre finalizó en 52.764 unidades, también a causa de presiones bajistas de Wall Street.

Entre las performances más volátiles de ayer se ubicaron la del Banco do Brasil, que cayó 4,2% porque los inversores prefirieron la cautela antes de que la empresa presente sus resultados trimestrales. En tanto, las acciones preferentes de Petrobras avanzaron un 0,4% y las ordinarias un 0,5%, apoyadas en el alza de los precios del petróleo.

El crudo de Texas subió 2,8%, al quedar en u$s 46,23 el barril, mientras que la versión del Brent a julio saltó 4,1% hasta los u$s 47,45. La tendencia la fomentó un fuerte e inesperado descenso de las reservas semanales de petróleo en Estados Unidos.

A pocas horas para el desenlace de esta disputa política que tiene en vilo no solo al Brasil sino al mundo, el Ejecutivo había sufrido un nuevo revés, cuando la Corte Suprema rechazó el último recurso presentado para intentar detener el proceso.

Todo indicaría que Rousseff quedaría apartada de su cargo durante los 180 días que puede durar el proceso, lapso durante el cual será sustituida por el vicepresidente Michel Temer. No obstante, en los medios brasileños destacan que pese a ser removida de la presidencia, seguirá cobrando el mismo salario, 31.000 reales, podrá vivir en el Palácio da Alvorada y usar el avión presidencial y los traslados por tierra. Incluso podrá contar con seis asesores y un equipo de seguridad.

Temer, enemistado con Rousseff y bajo la lupa por el escándalo de corrupción Petrolao, ocuparía el sillón presidencial hasta el 1 de enero de 2019, cuando vence el mandato por el que fueron elegidos.