Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Pese a ofertas de Itaú, Macro y Francés, el Patagonia busca cotizar en Wall Street

"Estamos estudiando un IPO en este momento y no hay ninguna conversación directa con posibles compradores", dijo el presidente del Banco do Brasil, Paulo Caffarelli

Pese a ofertas de Itaú, Macro y Francés, el Patagonia busca cotizar en Wall Street

"Estamos estudiando un IPO en este momento y no hay ninguna conversación directa con posibles compradores", dijo el presidente del Banco do Brasil, Paulo Caffarelli, quien es el controlante del Patagonia.
Se considera que, de este modo, pueden mejorar las valuaciones. En el mercado estiman que, en todo caso, luego de ese paso puede llegar la OPA, buscando un mejor valor de venta.

El banco vale, por capitalización de mercado al cierre de ayer, $ 30.696 millones que, a un dólar de $ 15,60, son u$s 1967 millones. Por patrimonio, al 31 de diciembre pasado, son $ 9.235 millones, equivalente a u$s 592 millones, con un ROE de 38,3. "Si hay deal, es para Macro, ya que en el BBVA Francés son muy conservadores y para el Itaú no vale ni u$s 1200 millones", advierte, en estricto off the record, una fuente muy familiarizada con la venta del Patagonia. En el banco declinaron de hacer comentarios.

En las ofertas no vinculantes (non binding) que recibió, quedó afuera Galicia, a quien le pidieron que, si quiere seguir en carrera, debe presentar una oferta más tentadora.

Según cuentan en el mercado quienes siguen de cerca la operación, las ofertas que presentaron los tres que siguen (Itaú, Macro y Francés) no superaron los u$s 1200 millones, contra casi u$s 2000 millones que vale el banco, de acuerdo a su capitalización bursátil.

De ahí que toma impulso la salida a la Bolsa de Nueva York, ya que Banco do Brasil contrató a JPMorgan Chase & Co, que apunta a un proceso dual: mientras trabaja en la estructuración de su colocación en el mercado de capitales en Wall Street, en paralelo tratan de conseguir una oferta para vender el banco.

"A Macro la compra del Patagonia le hace mucho sentido: es estratégico para ellos, ya que los pone en un nivel de mercado muy interesante, pues saben gestionar ese tipo de operaciones provinciales. Además, está la ANSeS, que tiene un 15%, y habrá que ver si quiere vender o no", comenta un banquero de la City, pormenorizado con el deal.

A su entender, para Itaú y Francés no será la última oportunidad de poder comprar a un big player, ya que se habla mucho de otra entidad (valuada en u$s 1500 millones) que podría salir a la venta el año próximo.
"En este negocio o tenés escala o sos un jugador de nicho. Si te quedás a mitad de camino entre estos dos polos estás frito", resume un conocedor del sistema financiero local.

Macro contrató a Goldman Sachs para que los asesore en el armado de la adquisición. Luego de arduas conversaciones entre los dos Jorges (Brito y Stuart Milne), se estaría decidiendo una recompra de las acciones en poder de Banco Do Brasil. Brito compraría lo necesario para ser accionista mayoritario y Stuart Milne no vendería su parte, a menos que la OPA sea exitosa; porque lo primordial es comprar la cantidad necesaria de Banco do Brasil y el resto que sea oferta pública. "Esto encaminaría a la tan mencionada fusión", revela uno de los conocedores de los pormenores de la operación.
 

Stuart Milne es el padrino del hijo de Brito y viceversa: gran relación hay no sólo entre ellos, sino también entre sus hijos, que son amigos íntimos, por lo que el negocio permanecería en familia, incluso entre los herederos.
En el ambiente financiero entienden que va a ser un proceso largo, pero la decisión de Do Brasil de desprenderse parece certera. Patagonia está "vistiendo a la novia", típico en un proceso de M&A donde el sell-side es el interesado. El contexto cambió en el sector, permanecer en el negocio requiere mayor volumen, crecer orgánicamente es una opción imposible para Patagonia, y difícil para Macro.

Esto sucede en un marco donde la rentabilidad de los bancos cae por el alza de costo de fondeo en relación a los ingresos. Como consecuencia de la baja de tasa, los márgenes se achican y el negocio requiere volumen para permanecer. En rigor, en muchos de los países latinoamericanos de inflación de un dígito no hay más de cinco bancos que compiten por el mercado minorista.

La posibilidad de venta comenzó con la cláusula de Stuart Milne para irse, pero se pospuso tanto la salida a Bolsa como la venta por las negociaciones que se están llevando a cabo. Que Banco do Brasil quiere salirse es un hecho. Permanecer en el negocio requiere inversiones que no está dispuesto a hacer.