Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Mientras afloja el stock de crédito en pesos, aumenta el financiamiento en dólares

Cae la toma de créditos en pesos por parte de empresas, mientras que se desacelera la de crédito para consumo. Facilitado, el crédito en dólares a exportadoras crece fuerte

Como consecuencia de la suba de tasas con la que el Banco Central (BCRA) busca ponerle un freno a la inflación, en el primer trimestre del año se desaceleró fuerte el crédito en pesos al sector privado. Las líneas que se quedaron rezagadas son, principalmente, las que representan el financiamiento a empresas, mientras que las de consumo todavía avanzan a buena velocidad con el uso de tarjetas a la cabeza. Por el contrario, el crédito en dólares recientemente facilitado por la vía normativa, se disparó 11% en marzo.
"Los préstamos al sector privado en pesos muestran un flojo desempeño. En marzo los créditos en pesos al sector privado crecieron en promedio un 0,7% mensual, en comparación con una expansión de 2,0% mensual del mismo periodo del año pasado o el 1,8% mensual promedio de los últimos cuatro años", escribió la consultora Elypsis en su informe semanal.
El flojo desempeño del crédito en pesos tiene dos explicaciones. Una, la política monetaria astringente del actual titular del BCRA, Federico Sturzenegger, que mantiene a la tasa de referencia en el 38% anual como una vía para frenar a los precios. La otra es la comparación con la voracidad de toma de crédito que se generó al cierre del año pasado, con el cambio político y cambiario en el horizonte,
Así, mientras que el crédito al sector privado en pesos avanzaba a un ritmo del 39% interanual en diciembre, esa velocidad se moderó al 33% en marzo.
El grueso de la desaceleración corre por cuenta del crédito a empresas. Mientras que en diciembre último los adelantos avanzaron 5,2% y los documentos 6,2%, el mes pasado el stock promedio de esas líneas se contrajo 0,7% y 0,1%, respectivamente. En la comparación mensual, explican en los bancos, empiezan a jugar factores estacionales ya que el cierre de año es mucho más activo en materia de otorgamiento de crédito, pero las contracciones de stock no son comunes en años anteriores.
Mucho mejor resiste el crédito al consumo, aunque también se desacelera. El crédito con tarjeta en pesos crece 51% interanual frente al 57% de diciembre (2% en marzo frente al 2,45% de mismo mes del año pasado).
"En sentido opuesto (...) los créditos en dólares, medidos en pesos, crecieron en el mes 11% mensual promedio, en comparación con 3,7% mensual del mismo mes del año pasado y una caída de 0,6% mensual promedio de los últimos cuatro años", agregó Elypsis ayer.
En enero pasado el BCRA redujo el encaje de efectivo mínimo de los depósitos en dólares que toman los bancos del 30% al 20%, con lo que colaboró a facilitar el crédito en esa moneda entre exportadores.