Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Melconian también evalúa una línea de personales para autos a tasa subsidiada

Melconian también evalúa una línea de personales para autos a tasa subsidiada

Los préstamos prendarios y las ventas de autos sufren las altas tasas de interés y la crisis brasileña. Para impulsar al sector automotriz, el Banco Nación (BNA) evalúa junto con las terminales y los concesionarios armar una línea de préstamos personales a tasas más accesibles para autos nuevos de baja gama. Según explicaron fuentes de las terminales, concesionarios y el banco, está en evaluación armar una línea de créditos cuya tasa baje de un 40% actual a un 25%, con el aporte de las tres partes.

Esta semana tendrían que seguir las conversaciones en el BNA. Las terminales entrarían por marca, no las once en conjunto. Habrían aceptado ser parte Ford, Fiat y Volkswagen, quienes podrían realizar su aporte hasta el 100% del valor del auto. En tanto, los concesionarios de las marcas que no ingresen al programa propusieron poner su parte por el 50% del valor del vehículo y en forma también optativa. Y quedaría abierta la puerta para que ingresen el resto de las fábricas más adelante.

Se habla de un límite de precio del automóvil de hasta $ 450 mil para un plazo de financiamiento de hasta 48 meses.

La idea del BNA es aplicar un plan dinamizador para el sector que sufre la crisis brasileña. Según la Asociación de Fábricas de Automotores, la producción de automotores bajó 13,3% interanual en el primer cuatrimestre. Y pese a que crecen los patentamientos -13,8% interanual en abril, según la Asociación de Concesionarios de Automotores (Acara)-, todavía los concesionarios deben remontar un enero difícil (-13,1%).

La iniciativa recuerda al plan ProCreAuto, en el que el BNA también ofrecía un crédito no prendario de a 36 meses a una tasa subsidiaba del 19,2% anual, y que se ofreció en dos etapas en 2014. Si bien el plan pudo frenar un poco el desplome de las ventas, las condiciones hicieron que las terminales retiraran la oferta de vehículos y que el plan languideciera.

Pero esa experiencia, explicaron, podría servir para agilizar la estructura del BNA a la hora de ofrecer esta línea nueva. Y esta vez las marcas tienen stock para vender. Aunque en el sector existe la inquietud que las terminales puedan cumplir con la oferta si deben compensar las importaciones con exportaciones a un Brasil que disminuye sus compras. Pero en el análisis también resta definir si el plan se enfocará en productos nacionales -básicamente autos medianos y pick ups- o también en los elaborados regionalmente.

El plan pretende reactivar el mercado interno de automóviles también en un contexto en que las altas tasas de interés que impone el Banco Central para bajar la inflación frena el financiamiento. Según coincidieron las fuentes consultadas, hoy los créditos prendarios se acortaron, a 24 y 36 meses, para aprovechar algún subsidio de tasa por parte de las terminales, pero se frenan muchas operaciones porque la cuota queda por encima del poder adquisitivo de la gente.

De hecho, los prendarios prácticamente no crecieron en el primer cuatrimestre del año (+0,63%), según datos del BCRA.

Las terminales hoy ofrecen subsidios en las tasas para acciones comerciales puntuales, por un plazo no mayor a 12 meses. "Lo que funciona realmente en el mundo prendario son las operaciones de subsidio de tasa por parte del fabricante o del concesionario para bajar la tasa muy alta", dijo el gerente de un banco privado.

En tanto, las concesionarias y los bancos ven que ganan incidencia los planes de ahorro, que históricamente abarcan un 30% del mercado. En cambio, las financiaciones se redujeron de un 20% a un 10-12% del total.

Habrá que ver si la iniciativa del BNA se termina concretando y empuja las ventas.