Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Lunes negro en Grecia: la bolsa cayó casi 8% y arrastró a toda Europa

El país vive una situación de incertidumbre política, y los acreedores helenos aun no llegan a un acuerdo sobre un nuevo tramo de rescate. Mientras tanto, las acciones Atenas se desplomaron un 7,87%.

Lunes negro en Grecia: la bolsa cayó casi 8% y arrastró a toda Europa

Un lunes negro se vivió hoy en la bolsa de Grecia porque las incertidumbres políticas que se viven en el país provocaron el pánico de los inversores, lo que arrastró a las acciones a una caída de casi un 8%, lo que fue su peor cotización en 20 años.

Los acreedores de Grecia -la Comisión Europea; Banco Central Europeo (BCE), Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI)- abandonaron Atenas la semana pasada sin lograr un avance importante en la primera ronda de negociaciones para la primera revisión del tercer rescate del país.

Ambas partes dejaron sin tratar algunos asuntos como la reforma de jubilaciones, debido a las multitudinarias protestas vividas en el país en los últimos días.

Los expertos explican que las protestas ciudadanas y la falta de estabilidad del Gobierno de Alexis Tsipras en el Parlamento generó el miedo a unas elecciones anticipadas.

Como consecuencia de esta situación, en las últimas semanas, el rendimiento del bono griego elevó con fuerza por encima del 10 % y el riesgo país de Atenas se situó en 996 puntos básicos.

Arrastradas por la incertidumbre helena, las principales bolsas europeas registraron caídas en promedio de 4%, en una jornada en la que también influyeron una merma del precio del crudo, el empeoramiento de los mercados periféricos de deuda y las dudas que de nuevo despierta la situación económica mundial.

Todas estas razones, llevó a los principales mercados europeos a registrar fuertes pérdidas, lideradas por Milán, que se contrajo el 4,69 % en la sesión. Tras la plaza italiana se situó la Bolsa española, que cayó el 4,44 % en su peor jornada desde finales de agosto, hasta cerrar en niveles desconocidos desde el verano de 2013. París se desplomó un 3,20 %; Fráncfort, el 3,30 %; y Londres, el 2,71 %.
 

FUENTE: Agencias Internacionales