Los bonos se dispararon hasta 9% y el riesgo país cayó debajo de los 2900 puntos

A una semana de la fecha límite para evitar el default, siguen las conversaciones con acreedores pero hay pocos avances concretros. Aun así los bonos rebotaron fuerte con la esperanza de obtener novedades positivas sobre el tema. 

En los últimos días antes que se venza el plazo para evitar que Argentina caiga en default , los bonos argentinos mostraron subas significativas. Todos los tramos de la curva subieron, con avances de entre 4% al 9%. La volatilidad sigue en ascenso y la incertidumbre sobre el desenlace con la deuda es importante. Hay tiempo hasta el 22 de mayo para resolver el problema de la deuda.

Los bonos argentinos cerraron la última jornada de la semana con avances que superaron el 9%. El mercado sigue atento a las conversaciones que eventualmente pueda llegar a haber entre los acreedores y el Gobierno y evitar que Argentina caiga en default por novena vez en su historia.

La parte corta de la curva los bonos anotaron subas de 8% en promedio. El Global 2021 creció 8,38% mientras que el Global 2022 y Global 2023 subieron 9,25% y 9,24% respectivamente.

En la parte media de la curva, el Bonar 2026 rebotó un 6,71% mientras que el bono con vencimiento a 2027 avanzó un 7,03% el viernes.

Por último, en la parte mas larga de la curva de bonos ley internacional, los avances alcanzaron el 7,5%. El Bonar 2046 rebotó un 7,16% mientras que el bono a 2048 subió un 6,47%. Finalmente, en el extremo, el bono centenario creció un 5,99%.

El rebote de los bonos permitió que el riesgo país mostrara una caída del 206 puntos (6,8%) y se vuelva a colocar debajo de los 2900 puntos, posicionándose en 2837.

En la parte de bonos ley local, también se observaron rebotes en los distintos tramos de la curva. El Bonar 20 creció 6,1% mientras el Bonar 2024 trepó 4,5%. El DICA, en tanto, avanzó 9,1%. 

Los analistas de Delphos Invetsment aclararon que la renegociación de la deuda se desarrolla en sus últimos días con una mayor predisposición de ambas partes, pero todavía a una distancia económica significativa.

“El Gobierno cedió algunos puntos, pero no los suficientes para hablar el mismo idioma que los bonistas. Todavía queda una semana de arduo trabajo para evitar el default. Podríamos simplificar diciendo que las puntas hoy son u$s 48 por el lado del Gobierno y u$s 58 los acreedores. Nada que no pueda resolverse. Creemos que sería ingenuo caer en default por una diferencia de este tipo. Pero el mayor problema reside en que los bonistas están casi en el piso de su rango teórico, lo que obliga a mover aún más al gobierno , advirtieron

.Las especulaciones se centran en que tan dispuesto está el gobierno en aceptar cualquier mejora del canje.

Haciendo foco en los movimientos de mercado, desde Portfolio Personal Inversiones (PPI) agregaron que el diálogo entre el gobierno nacional y los grandes grupos inversores sigue definiendo la dinámica del mercado y va marcando las expectativas de los inversores. Los mismos deciden mantener cautela ante la falta de definiciones concretas sobre los próximos pasos en la reestructuración.

Provincia de Buenos Aires en Default

El rebote actual de los bonos se da luego de que se supo que los bonos de la provincia de Buenos Aires cayeron finalmente en default ya que no concretó el pago de los intereses que vencían más temprano esta semana. 

Cuando expiró hoy el finalmente el período de gracia para afrontar el pago del vencimiento de unos u$s 115 millones de dos títulos, la provincia de Buenos Aires sigue negociando con los acreedores hasta el 26 pero ya en una situación de default.

Los analistas de Portfolio Personal Inversiones (PPI) agregaron que, Mientras Guzman continúa con las negociaciones, desde el lado provincial, la PBA cae en default.

"Luego de no lograr un acuerdo con los acreedores privados y postergar las negociaciones hasta el 26 de mayo, al vencer el período de gracia para abonar el pago de dos bonos por u$s 113 millones -que tenía tiempo hasta ayer de realizar-, PBA entró formalmente en default. Si bien es difícil saber los pasos a seguir de Guzman, está claro que el tema de la deuda Kicillof y el ministro de economía nacional trabajan juntos de forma coordinada. Esta decisión de la provincia podría ser vista como una amenaza a los tenedores de la deuda nacional, ejerciendo mayor presión para que los bonistas finalmente acepten la oferta", señalaron. 

 

Tags relacionados