Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Las reservas volvieron a su nivel de agosto pasado

Las reservas del Banco Central (BCRA) llegaron el viernes pasado a los u$s 35.845 millones, una suba de u$s 6662 millones respecto al día anterior. La suba fue resultado de los recursos que ingresaron al país tras la colocación de deuda para el pago a fondos buitre y holdouts. Esta inyección de divisas a las arcas de la autoridad monetaria las devolvió al nivel que tenían en agosto del año pasado, antes del pago del Boden 2015. En breve las tenencias de la entidad que conduce Federico Sturzenegger volverán a caer a medida que se completen nuevos pagos a holdouts y tenedores de bonos reestructurados aún en default.
Según informó la autoridad monetaria, el viernes pasado la variación de las divisas frente al dólar, los títulos externos y otros instrumentos financieros que forman parte de las reservas arrojaron un monto negativo de u$s 72 millones.
En el mercado de cambios, la autoridad monetaria no tuvo participación y se registró el ingreso neto por la colocación de Deuda Soberana por u$s 7047 millones. Además, se realizaron pagos de servicios a organismos internacionales por u$s 17 millones.
De los u$s 16.500 millones que el Gobierno aceptó en la emisión de deuda de la semana pasada, unos u$s 9.300 millones serán destinados a cancelar las obligaciones pendientes con bonistas favorecidos por el fallo del juez Thomas Griesa que llegaron a un acuerdo con el país.
La semana próxima el Central deberá destinar casi u$s 2.500 millones para pagar el atraso que el Estado tiene con los bonistas que participaron de los canjes 2005 y 2010.
Esos fondos se encuentran en un Fideicomiso del Banco Nación creado por la ley de Pago Soberano para ser destinado a ese fin, pero como no se realizaron el Central lo seguía contabilizando como parte de sus reservas.
De tal manera que una vez realizado ese pago, las reservas actuales aumentarán en definitiva en u$s 4.500 millones.