Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Las acciones de fabricantes de armas volaron en Wall Street

Un día después de la mayor masacre en la historia de Estados Unidos, los papeles de los principales productores de armamentos despegaron en la Bolsa, con aumentos de hasta 8,5%. El temor a una política más dura sobre la portación de armas hace prever un boom de compras. En los últimos 12 años, la acción de S&W, el principal fabricante, ganó 39%

Las acciones de fabricantes de armas volaron en Wall Street

A río revuelto, ganancia de pescadores"... Un día después del ataque terrorista en Orlando, la mayor masacre en la historia de Estados Unidos, los papeles de los fabricantes de armas subieron hasta un 8,5% en la Bolsa de Nueva York. ¿La razón? El temor entre los estadounidenses a nuevas restricciones a la portación y uso del armas que hace prever un "boom" de ventas y vuelca a los inversores a las compras de acciones.

Por un lado, los títulos de Smith & Wesson, el mayor fabricante de armas cortas del país del Norte, subieron ayer 6,5%. En tanto, las acciones de Sturm Ruger & Company, el cuarto mayor productor de armas de Estados Unidos, ganaron un 8,5%. En 2015, esta compañía cerró con ventas por u$s 544 millones, y en la actualidad tiene una valoración bursátil de u]$s 1.130 millones.

No es la primera vez que ocurre un rally a partir de hechos sangrientos que sacuden a la sociedad estadounidense. En los días que siguieron a los últimos mayores tiroteos registrados en ese país, las acciones de Smith & Wesson despegaron un 4,8%; mientras que su competidor, Sturm, Ruger & Company, avanzó un 2,6%.

Analistas coinciden en que el fenómeno se genera a partir de la creencia de que las ventas de pistolas subirán ante el miedo de los ciudadanos de que eventos como estos culminen con leyes más duras sobre la compra y tenencias de armas.

"La historia sugiere que cuánto más horrible y trágico es un evento, más aumenta la retórica del control sobre las armas: lo que hace que las acciones suban", señaló James Hardiman, un analista que sigue la evolución de estas acciones.

Pasado mañana, Smith & Wesson hará su reporte trimestral. Se estima que los resultados superarán las ganancias realizadas durante el último informe anual, cuando reportó ingresos superiores a los u$s 627 millones en venta de armas y accesorios.

En marzo último, la compañía había informado que sus ventas crecieron un 61,5% y que su beneficio bruto se duplicó en u$s 87 millones. En 2015, sus acciones tuvieron un meteórico ascenso: ganaron un 80% y los analistas señalaron que, si S&W hubiera integrado el índice S&P500, se hubiera ubicado sólo detrás del gigante de streaming Netflix.

Otra de las que se benefició con la tragedia es Vista Outdoor, que produce municiones para armas de fuego. En tanto, Olin, compañía química que también posee una marca de pistolas, operó al alza al igual que la minorista de productos de caza Cabela’s.

El romance de los estadounidenses y las armas hizo que las acciones de S&W treparan un 39% en los últimos 12 años. Especialmente, desde que Barak Obama desembarcó en la Casa Blanca, cuando aumentaron los rumores de que endurecería las políticas que autorizan su portación y uso.

Sin embargo, desde ese momento a la fecha no hubo ninguna modificación en la reglamentación.

Si Hillary Clinton, la candidata demócrata a la Casa Blanca, lograse la presidencia el próximo noviembre, muchos temen que imponga una mayor regulación y limite tanto el acceso como la tenencia de armas en EE.UU., es por ello que los consultores de bolsa prevean un crecimiento de este tipo de papeles en los próximos meses.