García: "En el segundo semestre buscaremos u$s 400 M en el exterior"

El titular del BICE habló del buen momento de la entidad y de sus planes para financiarse en el exterior. También contó que esperan abrir el capital a multilaterales en los próximos años

"En dos años logramos multiplicar el tamaño del banco por 6. Terminamos desembolsando $ 15.200 millones. El banco es autosustentable, ya que no necesitamos ningún tipo de financiamiento del Estado", dice orgulloso Pablo García, presidente del Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE). La entidad, cuyo accionista principal es el Estado, ya emitió seis series de obligaciones negociables (ON) en el ámbito local y planea colocar un bono internacional en el segundo semestre de este año. Además, se fondea con los organismos multilaterales de crédito.

¿Adónde van los préstamos desembolsados?

Logramos entrar en algunos sectores desafiantes, en los que un banco no entraría. Lanzamos una línea para la industria de software, donde armamos una estrategia integral para el sector. Otro caso es la línea para los productores del alto valle de Río Negro y Neuquén, donde nos dimos cuenta de que había que mirar el activo para otorgar los préstamos.

También financiamos a los pequeños productores argentinos de biomasa y biogás, que no entraban en las licitaciones del plan Renovar porque no tenían instrumentos financieros para hacerlo. Desarrollamos una línea específica para energías renovables mediante la que financiamos proyectos de hasta u$s 10 millones en hasta 15 años de plazo.

Además, empezamos a invertir en ON y fideicomisos de Pymes. Tomamos una empresa que vaya al mercado de capitales en tramos largos y le aseguramos que la liquidez comprando un porcentaje alto. El año pasado invertimos $ 800 millones en el mercado en más de 43 operaciones.

¿Tienen un objetivo de préstamos para este año?

Este año tenemos el modelo de prestar algo más de $ 32.000 millones entre el Banco y las vinculadas. Solo en el Banco, serán $ 22.500 millones.

¿Qué otros planes tienen para 2018?

Por un lado, vamos a lanzar una alternativa para factoring electrónico, es decir, una plataforma donde las empresas van a poder descontar sus facturas en forma electrónica. Con ello, una pyme formoseña le va a sacar una foto a la factura en su oficina, la va a subir, y la va a poder descontar con un banco que está en Puerto Madero.

Por otra parte, vamos a emitir un bono internacional por alrededor de u$s 400 millones. Estamos pensando salir en el segundo semestre. Va a ser bajo Ley Nueva York y no va a tener garantía soberana. Calculamos que vamos a emitir a un plazo de entre 5 y 7 años.

¿Ven la emisión de AYSA como un modelo?

Desde el punto de vista objetivo, tenemos mejores números que AYSA, que igual salió relativamente bien. Nosotros ganamos plata, tenemos un buen balance y el banco está capitalizado. Deberíamos ser un cuasi soberano bastante parecido al soberano, pero sin garantía soberana.

¿Qué otros planes tienen en el mercado?

La idea es salir con el bono internacional en junio o julio y hacer una emisión de ON local en agosto. La colocación internacional es en dólares y nosotros tenemos muchos de nuestros préstamos en pesos, por lo tanto, el mix de mercado internacional y local va a depender de cómo evolucione la cartera. Por otro lado, en 2019 o 2020 queremos abrir el capital y tratar de que algún banco multilateral nos haga un poco de equity. Ese sería el último hito para blindar el gobierno corporativo del banco.

¿Qué organismos multilaterales podrían capitalizarlos?

Por ejemplo, el IFC (Corporación Financiera Internacional), que es la parte privada del banco mundial, o el IIC (Corporación Interamericana de Inversiones), que es la parte privada del BID.

¿Cómo viene el proceso de absorción de las empresas que pertenecían al Banco Nación (BNA)?

Vamos a sumar el leasing y factoring al negocio del BICE. Son dos temas que están muy relacionados con lo que venimos haciendo y estamos en pleno proceso de traspaso de las empresas. Yo calculo que, si todo sale bien, va a estar listo a fines de febrero.

¿Con ese cambio entra BNA como accionista del BICE?

No, el BNA ya era accionista del BICE pero el usufructo de esas acciones es del Ministerio de Producción. Después de la crisis de 2001, capitalizaron al BNA con acciones del BICE, por eso es nuestro accionista. Ahora nos están capitalizando a nosotros y le estamos dando acciones al BNA. En paralelo, el Ministerio de Producción también nos está capitalizando. Lo que va a pasar es que vamos a traer las empresas del BNA y, a la vez, nos vamos a capitalizar. Pero la participación accionaria va a quedar igualmente repartida entre el BNA y el Ministerio de Producción, aunque el usufructo va a ser todo de este último.

¿Cambió la demanda de préstamos con la paulatina eliminación de las Líneas de Inversión Productiva (LIP)?

Las LIP se usaban mucho para corto plazo, algo que nosotros no financiamos. La demanda no cayó. De hecho, enero nos sorprendió porque está por arriba de lo que presupuestábamos. Algo que sí es importante es que empezamos a prestar en UVA. Hoy tenemos opciones en pesos, en dólares y en pesos UVA. Eso es interesante porque, como nosotros préstamos a largo plazo, por ahí las LIP tenían una tasa muy baja pero un préstamo en UVA ofrece una cuota inicial que es incluso más baja.

Tags relacionados