Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Finalmente, el plazo fijo le ganó al dólar

Finalmente, el plazo fijo le ganó al dólar

En el tercer mes posterior a la salida del cepo, finalmente, la evolución del dólar castigó a los que apostaron sus ahorros con una caída el 6,1% en las pizarras mayoristas. Lo plazos fijos minoristas, aquellos que colocan menos de $ 100.000, rendían apenas por encima del 2% mensual a principios de marzo. La balanza se había inclinado por la divisa en enero y en febrero, por lo que en el año el avance del 12,73% que acumula el dólar más que duplica el rendimiento de 5 puntos porcentuales y fracción de los plazos fijos en pesos.

La pulseada entre el ahorro en pesos y el atesoramiento de dólares resultó favorable para las tenencias en moneda local. A principios de marzo eso se vio reforzado por la fuerte suba de tasas que impulsó el Banco Central (BCRA) en sus licitaciones semanales de letras, que se trasladó a las tasas de las colocaciones bancarias. Los bancos ofrecen rendimientos de entre e 22% y el 29,5% anual según un relevamiento de Zona Bancos. Esos rendimientos están lejos del 38% que pagan las letras, pero sirvieron para seducir depositantes.

Con datos actualizados hasta el 29 de marzo, el BCRA contabiliza un crecimiento del stock de depósitos a plazo fijo de $ 12.197 millones en el mes. En febrero, ese saldo había retrocedido $ 1481 millones mientras el dólar superaba los $ 16 por unidad, luego de crecer $ 11.820 millones en enero y ni más ni menos que $ 30.994 millones en diciembre pasado, cuando empezaron las subas de tasas.