Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Europa seguirá comprando bonos pero reducirá el monto desde abril

El Banco Central Europeo sorprendió con un retiro moderado de los estímulos. Sin repunte en la inflación, el organismo dirigido por Mario Draghi anunció que continuarán los estímulos monetarios de 80.000 millones de euros mensuales hasta marzo. A partir de abril, comprará bonos por 60.000 millones.

Europa seguirá comprando bonos pero reducirá el monto desde abril

Con el objetivo de hacer subir la inflación en la zona euro, el Banco Central Europeo (BCE) decidió ayer prolongar las compras de deuda por nueve meses hasta fines de diciembre de 2017. La entidad monetaria informó que mantendrá el volumen de compras mensuales en 80.000 millones de euros hasta marzo de 2017 y lo reducirá a 60.000 millones a partir de abril del mismo año.

El organismo comprará deuda pública y privada de la zona del euro "hasta que vea un ajuste sostenido en el ritmo de inflación consistente con su objetivo", que está fijado algo por debajo de 2%. La inflación ha subido recientemente hasta 0,6% pero el BCE considera que la inflación núcleo no mostró incremento alguno.

El presidente de la autoridad monetaria europea, Mario Draghi, aclaró que la decisión no significa una reducción directa del programa: "No se habló hoy de una reducción del estímulo", dijo. Además, el banquero anticipó la posibilidad de que el nuevo plan se revierta: "Si el panorama se torna menos favorable o si las condiciones financieras se vuelven inconsistentes con nuevos avances hacia un ajuste sostenido del sendero de la inflación, el Consejo de Gobierno tiene la intención de incrementar el programa en términos del tamaño y/o duración", afirmó Draghi al leer el comunicado del Consejo.

El BCE espera que sus tasas de referencia sigan al nivel actual o más bajas, aún luego de suspender la compra de deuda. En la reunión de ayer, la entidad mantuvo su tasa de interés de referencia en el mínimo histórico de 0%, dado el escaso avance de la inflación en la zona euro. De la misma forma, sostuvo la tasa de interés pagada a los depósitos de los bancos a un día en el -0,40%, es decir que les cobra a los depositante por el exceso de reservas.

Desde que comenzó el programa de estímulo, en marzo de 2015, el organismo ya compró más de 1,4 billones de euros en bonos, principalmente deuda gubernamental. Dado que se acercan elecciones de alto riesgo en cuatro de las cinco mayores economías de la zona euro, los analistas esperaban que el BCE mantuviera las compras de activos. La decisión finalmente adoptada está a mitad de camino entre lo que ya descontaban los mercados (preveían que las adquisiciones seguirían en 80.000 millones pero solo por seis meses más) y la suspensión de los estímulos.

Más allá de la sorpresa inicial, el anuncio hizo subir los rendimientos de los bonos soberanos europeos de más larga duración, lo que a su vez impulsó las acciones del sector bancario. En ese contexto, las principales bolsas del Viejo Continente cerraron en alza: el índice IBEX de la Bolsa de España subió un 2,06%; el DAX alemán se incrementó 1,75%; el FMIB italiano aumentó un 1,64%; el indicador francés CAC registró un alza de 0,87%; y el FTSE del Reino Unido subió 0,42%.

El euro, por su parte, se negoció brevemente en un máximo de cuatro semanas a u$s 1,0872 antes de caer a u$s 1,0618, una baja de un 1,25% en la sesión. Wall Street acompañó el fortalecimiento del dólar y sus principales índices tocaron nuevos récords.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) celebró ayer los anuncios realizados por el ente dirigido por Mario Draghi. "Creemos que la decisión de ampliar el período de compra de deuda ayudará al crecimiento en la zona euro", afirmó Gerry Rice, portavoz del FMI, en una rueda de prensa. Rice remarcó que la institución dirigida por Christine Lagarde "está alentada por la continuada voluntad del BCE para utilizar todos las herramientas disponibles para elevar la inflación, incluida aumentar el volumen de estímulo".