Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Empresas emitirán bonos corporativos por u$s 3000 millones en lo que resta del año

Las más interesadas en aprovechar esta nueva oportunidad de financiamiento barato son energéticas para expandir su capacidad y responder con inversiones. También los bancos

Empresas emitirán bonos corporativos por u$s 3000 millones en lo que resta del año

Analistas y operadores estiman para este año un ingreso de entre u$s 2500 y u$s 3000 millones por la emisión de bonos corporativos que espera para dispararse una eventual baja de tasas de Letras del Banco Central que serviría de señal de largada, y que algunos mesadineristas esperan para este mismo martes. Las empresas que aprovecharán este financiamiento barato serían las energéticas y bancos.

Research for Traders estima que las emisiones de deuda del sector privado podría llegar hasta los u$s 3000 millones este año. Las colocaciones quedarían a manos de un selecto grupo de empresas que ven futuros promisorios en el horizonte y, en algunos casos, interesantes oportunidades de refinanciación de deudas existentes.

"El sector energético podría usar los fondos para expandir su capacidad y responder con inversiones al panorama más favorable luego del ajuste tarifario. Pampa y Edenor se perfilan como aquellas que podrían emitir deuda en los próximos meses", advierte Gustavo Neffa, socio de Research for Traders.

El beneficio neto de Edenor mostró una importante recuperación en el último año, que calculan continuará siendo positivo en 2016. La compañía tiene un bono que vence en octubre del 2022 por u$s 176,4 millones. En Research for Traders creen que podría salir a rescatar esta emisión y refinanciarla a una tasa más baja.
Pampa Energía (controlante de Edenor) se posiciona como uno de los principales candidatos a aprovechar este cambio de panorama.

Luego de años de limitadas posibilidades por la elevada inflación, el atraso cambiario y la caída en el sector privado, los bancos terminaron con niveles de apalancamiento y de préstamos sobre activos muy bajos. Las Pymes que no puedan acceder al mercado internacional de deuda lo harán en el mercado interno. Pero las solicitudes por crédito crecerían más rápido que la cantidad de depósitos.

Ante esto, los bancos deberían salir a emitir deuda para financiarse. Banco Macro tiene un ratio de endeudamiento bajo y está en pleno crecimiento.

Telecom Argentina es otro candidato a tener en cuenta. La empresa cambió recientemente de controlante a Fintech y destacaron la intención de invertir en telefonía móvil, que representa el 70% de los ingresos de Telecom. El mercado de telefonía móvil creen que crecerá a una tasa mayor que el PBI en los próximos dos años.

A pesar de que YPF anunció hace pocos días que reducirá las inversiones este año en un 25%, aprobará la ampliación de su programa global de obligaciones negociables, desde los u$s 8000 millones hoy vigentes hasta los u$s 10.000 millones, en su asamblea del próximo viernes.

IRSA ya aprovechó el momento y se fondeó en el exterior para refinanciar parte de su deuda: colocó en marzo u$s 360 millones en un bono a siete años y rescató un bono por u$s 150 millones. Muchas otras empresas seguirían el camino, ya sea para conseguir fondos frescos como para refinanciar deudas.

Superándose en breve el vencimiento de Banco Hipotecario (u$s 88,5 millones de capital remanente que vence pasado mañana), este año no habría gran necesidad de fondos. Sí el año que viene y concentrado en los sectores bancario y de energía.

Caen rendimientos de bonos

Lo que sí ya se está observando es una reducción en los rendimientos de los bonos soberanos luego del cumplimiento con los holdouts. El Bonar X, que vence en abril del 2017, tiene una TIR que cayó al 4,6% anual en dólares, mientras el Bonar 2024 rinde 6,78%, el Discount 7% y el Par 6,6%. Los dollar linked, como el Bonad 16, rinden 10%, mientras Mendoza 2018 da 11%. Lo que aumentó mucho fue la ganancia en la bicicleta financiera por la compra de Lebac más un seguro de cambio en Rofex, para ‘hedgearse’ con una cobertura en el tipo de cambio, lo que da una renta en dólares del 23% anual a 36 días.