Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El pago a bonistas del canje no hará caer las reservas del BCRA

El pago a bonistas del canje no hará caer las reservas del BCRA

Alrededor de unos u$s 2500 millones de las reservas del Banco Central (BCRA), que ayer cayeron u$s 91 millones hasta cerrar en los 29.351 millones, son pagos de deuda que no pudieron ser concretados luego de que en junio de 2014 la Corte Suprema de los Estados Unidos se negara a analizar el fallo de Thomas Griesa contra la Argentina y el país entrara nuevamente en default. Sin embargo, cuando la semana próxima se paguen esas deudas atrasadas las reservas internacionales no deberían mostrar una baja, porque la intención del ministerio de Hacienda y Finanzas es compensar con nueva deuda esa pérdida para las arcas de la autoridad monetaria.

Los intereses semestrales que pagan los bonos Par, Discount y Global 17 ley Nueva York que no llegaron al bolsillo de los tenedores de bonos por orden judicial están depositados en una cuenta en Nación Fideicomisos que, como todo depósito en dólares, está encajado en las reservas del BCRA. Con lo cual, forman parte de las tenencias internacionales aunque no puedan ser tocados.
Según voceros del BCRA, esos cupones rondan un valor total cercano a los u$s 2500 millones, como resultado de vencimientos acumulados desde julio de 2014 a esta parte.

En Hacienda explicaban ayer que la salida del default implica la inmediata cancelación de esas deudas impagas con el dinero de esa misma cuenta. Pero como poco antes de concretar el pago el Tesoro colocará deuda por u$s 15.000 millones (más de u$s 3000 millones más de los que se necesitan para pagar las sentencias de la justicia neoyorquina) la salida de las divisas de Nación Fideicomisos serán más que compensadas por los nuevos depósitos en dólares con los que contará el Tesoro y que, también, estarán encajados en reservas.

"El pago a los bonistas reestructurados se efectuará inmediatamente luego de la colocación de los nuevos bonos", dijeron voceros de la cartera que conduce Alfonso Prat Gay a este diario.
"El pago se hará con los fondos que el Tesoro ha transferido a Nación Fideicomisos desde 2014. Es decir, no se pagarán con los fondos obtenidos de la colocación. Pero las reservas no caerán porque el dinero que entrará por el excedente sobre el pago a los holdouts es mayor al de los pagos de los bonos reestructurados", agregaron.