Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

U$D

DÓLAR
/
MERVAL

El mercado externo siguió empujando a las monedas de la región hacia abajo

El mercado externo siguió empujando a las monedas de la región hacia abajo

En forma lenta pero sostenida, la recuperación económica de Estados Unidos pone presión sobre las monedas de los países emergentes.

Ayer, los rendimientos del Tesoro del país del Norte volvieron a subir hasta 3,11%, un punto básico por encima de su récord el día anterior. Los inversores de todo el mundo creen que las alzas podrían tomarse un respiro, aunque advierten que es difícil contra un dólar fortalecido.

Esto es una mala noticia para las economías emergentes, que han visto disminuir su atractivo a la vez que los inversores eligen el "flight to quality" y vuelven a posicionarse en activos estadounidense.

Las monedas de estos países tuvieron ayer otra jornada difícil. En Brasil, por ejemplo, pese a que el Banco Central sorprendió al mercado el miércoles al decidir mantener sin cambios la tasa de referencia, el dólar volvió a saltar un 0,7% y cerró a 3,71 por real, su nivel más alto desde abril de 2016. Así, desde el 30 de abril pasado, la moneda brasileña acumula una caída de 4,4% contra el dólar y se sitúa en el grupo de los más afectados por la reciente suba de tasa del Tesoro en Estados Unidos.

Mirá también

Macri: "El Estado demanda recursos que no le llegan al sector privado"

El Presidente de la Nación visitó la Bolsa de Comercio en ocasión de su aniversario. Allí se refirió a los conflictos que generan las necesidades de financiamiento del Tesoro, que se lleva para sí los fondos que podrían destinarse a dar crédito al sector privado. Por otra parte, el titular del Poder Ejecutivo reivindicó el carácter voluntario del acuerdo con el FMI y consideró que el organismo "no es el cuco" ni es malo

En México, el peso también perdió contra el dólar un 0,44%. El alza de la moneda estadounidense a nivel global también presionó a la lira turca otro 1% y se situó dentro de un nuevo máximo histórico en ese país. Esta divisa es una de las que más pierden en este contexto de cambio de tendencia global, bajó 8,10% desde el último día de abril, y sólo fue superada por la corrida contra el peso argentino, que lo depreció 14,6% en lo últimos dieciocho días.

Ayer, el fortalecimiento del dólar provocó además caídas contra el rand sudafricano, el rublo ruso y otras monedas.

Así, las monedas emergentes se encaminan a su peor semana desde el momento en que Donald Trump ganó las elecciones presidenciales, en noviembre de 2016.

Con todo, según consignaron analistas, los daños a estas economías pueden verse compensados por las recientes alzas de los precios del petróleo, el cobre y otras materias primas que son exportadas por estas. El precio del crudo alcanzó su nivel más alto desde noviembre de 2014.

"Las monedas de mercados emergentes se han movido una cantidad considerable en el último mes y como grupo están bajo tensión por indicadores técnicos", dijeron analistas de Societe Generale a los clientes en una nota esta semana.