Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El BCRA debe renovar hoy Lebac por el 70% de la base monetaria

Los vencimientos del miércoles, cuya renovación se licita hoy antes del feriado, llegan a los $ 547.000 millones. Inversores atentos a ver si parte del stock de Lebac se traslada al bono ajustado por la tasa de política monetaria licitado la semana pasada. 

El BCRA debe renovar hoy Lebac por el 70% de la base monetaria

El Banco Central (BCRA) enfrenta hoy lunes un nuevo desafío en su licitación mensual de letras, con el equivalente al 68% de la base monetaria en colocaciones de Lebac que vencen esta semana.

Analistas esperan que, tras mantener sin cambios la tasa de política monetaria en 26,25% anual la semana pasada, la autoridad monetaria tenga que sostener también en 25,50% el vencimiento más corto de letras si es que no quiere aumentar la oferta de dinero mientras espera señales más claras de desinflación.

Hoy la entidad conducida por Federico Sturzenegger celebrará su licitación mensual de letras, un día antes de lo habitual debido al feriado del 20 de junio.

Los vencimientos que se concentran el miércoles, y cuya renovación se define hoy, llegan a los $ 547.000 millones. Se trata de un récord, ya que equivale al 68% de los pesos en circulación.

Mientras tanto en el mercado secundario de letras, donde el BCRA opera a diario, las tasas se mantienen algo por debajo del máximo del 25,50% que supo marcar el propio Central.

El vencimiento más corto, a julio, se operaba al 25,30% la semana pasada. Sin embargo, los operadores creen que en la colocación primaria lo más probable es que el 25,50% de la licitación pasada se mantenga.

Al menos hasta que la tasa de política monetaria empiece su recorrido descendente, la expectativa es que la Lebac también se sostenga.

Lo que genera cierta intriga es conocer si el bono a tres años a tasa variable ajustado por la tasa de política monetaria, el Bopom 2020 que la semana pasada recaudó $ 75.000 millones (aunque con la ayuda de un banco público, que suscribió más de $ 17,700 millones del total emitido), genera alguna rotación de carteras de Lebac a títulos del Tesoro.

En el BCRA explicaban la semana pasada que el bono a tasa de política monetaria no es un reemplazo de las letras porque mientras que los papeles de la autoridad monetaria aspiran liquidez del mercado, los títulos del Tesoro los vuelcan a la calle ya que financian los gastos del sector público.

Eso, más allá de que no es lo mismo un vencimiento a 35 días que a tres años. Pero de todas formas en el mercado creen que puede haber algún desplazamiento, ya que las letras vencen el mismo día en que el bono licitado la semana pasada se liquida.

"Más allá de que creamos que la emisión de este nuevo instrumento ayudará lentamente a reemplazar parte del stock de Lebac, facilitando al BCRA su tarea de renovación mensual, esperamos que la autoridad monetaria sostenga su sesgo contractivo en esta licitación, manteniendo la tasa de Lebac a un mes en 25,50%", dice el último informe semanal de Banco Mariva.

"Una de las características más interesantes del nuevo título en pesos es que devenga la tasa de política monetaria por lo que puede ser un instrumento alternativo a las Lebac y de esta manera canalizar parte de la demanda local de estos instrumentos, lo que permitiría aliviar la carga que pesa sobre las espaldas de la autoridad monetaria", coincidió la consultora ACM.

La renovación, en principio, es la primera después del susto de mayo que les dio el dólar a los inversores que apuestan por el carry trade. Desde entonces la divisa se mantiene con variaciones acotadas y el rendimiento de las letras sigue siendo uno de los principales atractivos del mercado.

Precios mayoristas

En el BCRA, mientras tanto, recibieron con entusiasmo los últimos datos de inflación mayorista publicados la semana pasada por el Indec, porque lo ven como un anticipo de lo que vendrá en materia de precios al consumidor cuando la desaceleración en los aumentos de precios mayoristas se traslade a los minoristas.

La medición de mayo del instituto estadístico arrojó un alza de 0,9%, por lo que el acumulado en lo que va del año trepó al 5,5%, una desaceleración promisoria frente al 23,2% que se habían acumulado en los primeros cinco meses de 2016.

En términos interanuales la cifra alcanza el 15,3%, tras haber marcado 34,6% anual al cierre del año pasado. Es el número más cercano al rango de entre 12% y 17% anual que persigue como meta el BCRA para este año en materia de precios minoristas.