U$D

SÁBADO 16/02/2019

El BCRA aceleró la caída de la tasa e inyectó pesos para apuntalar al dólar

El organismo conducido por Guido Sandleris expandió casi $ 50.000 millones en la licitación de Leliq de ayer. El excedente de pesos ejerció presión alcista sobre la cotización del dólar.

El BCRA aceleró la caída de la tasa e inyectó pesos para apuntalar al dólar

El Banco Central (BCRA) bajó ayer 68 puntos básicos la tasa de referencia y expandió $ 49.900 millones. Hubo un doble récord: fue el mayor recorte de tasas en dos meses y la inyección de pesos más importante desde el 23 de noviembre, cuando había volcado $ 50.930 millones.

Ayer vencían $ 198.284 millones en Leliq pero el BCRA solo renovó $ 150.000 millones a una tasa promedio de 55,64% (68 puntos básicos menos que el lunes). La inyección le dio impulso al dólar sobre el final de la rueda (ver pág. 2) y desinfló 3 puntos porcentuales la tasa adelantos entre bancos (call), que pasó de 53% a 50%.

Pese al efecto cambiario, Miguel Zielonka, director de Econviews, afirmó: "Puede ser que el dólar se mueva un poco mas rápido por un par de días pero mientras los mercados globales sigan bien, especialmente Brasil, el tipo de cambio no debería alejarse mucho del piso de la banda".

Por su parte, Gabriel Caamaño, de Consultora Ledesma, destacó el rol de los pases pasivos a 1 día (cuyo stock subió y alcanzó los $ 47.481 millones) en la relajación monetaria. "Desde el jueves pasado, el BCRA pudo generar una baja de tasas endógena de 1,05 puntos porcentuales. Los pases empezaron a jugar un papel importante porque ayudaron a descomprimir posiciones de Leliq. La tasa de pases está un poco más abajo que la de referencia, aunque es un plazo menor, y el BCRA los usó estos últimos días para ganar algo de margen, desarmar Leliq y darle más impulso a la baja de tasas por ahí. De todos modos, es circunstancial, el grueso del poder de fuego lo tiene la Leliq", dijo.

Los economistas descartan que la licitación de ayer comprometa el objetivo de base monetaria de enero aunque advierten que el BCRA tendrá que ser especialmente contractivo para cumplir la meta del mes que viene. Desde la entidad que conduce Guido Sandleris, en tanto, recuerdan que febrero tiene una demanda estacionalmente más baja de dinero, con lo que aspiran a cumplir la meta sin inconvenientes.

"La meta de enero ya está cumplida. Es un promedio y estos dos últimos días que quedan pesan poco. El tema es que arranca pasado febrero y hay que ver cuán excedido quiere empezar el mes. Esa es la cuestión. También hay que ver cuánto ayuda en ese sentido lo que los privados entendemos como una reducción de encajes a partir del 1° de febrero porque esos pesos que se le liberan a los bancos tienen muchas chances de ir a Leliq y podrían incrementar su demanda en un momento en el que el BCRA va a estar necesitado de absorber por ahí para cumplir la meta de base monetaria", explicó Caamaño.

Según dio a entender el BCRA, el cambio normativo con respecto a encajes incrementaría el circulante pero tendría efecto neutro sobre la base monetaria porque lo más probable es que las entidades vuelvan a colocar los pesos liberados en Leliq.

Federico Furiase, director de Eco Go, apuntó: "Con el promedio de la base monetaria de enero cerca de la meta del mes y el último dato $ 96.000 millones de pesos arriba de la meta ajustada de febrero, el BCRA queda algo limitado el margen para seguir expandiendo por Leliq en próximas licitaciones".

No obstante, el especialista coincidió en que la relajación de los encajes liberaría unos $ 40.000 millones que podrían "dar un colchón al BCRA para aspirar esos pesos manteniendo la trayectoria descendente de la tasa dado que los bancos no tienen otra alternativa que ir a Leliq, en un contexto de racionamiento de crédito y límites en la posición en divisas".

Para Zielonka, la tendencia descendente continuará: "Proyectamos que baje 3 puntos porcentuales en febrero y otros 3 puntos en marzo. Luego, dos puntos por mes hasta llegar a 38% para mitad de año. Ahí se quedaría hasta después de las elecciones. Como vemos la inflación mensual en el rango 2% a 2,5% mensual durante prácticamente todo el año, bajar del 55% actual al 38% es perfectamente posible y seguiría siendo bien positiva en términos reales".

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés