Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Cuarta baja consecutiva dejó a la tasa de Lebac en su menor nivel en 3 meses

Ayer el BCRA recortó 100 puntos básicos la Lebac a 35 días y la dejó en el 33,25%, su menor nivel desde febrero. El BCRA cita mejoras en las expectativas de inflación y en los índices semanales. La expectativa de una baja mayor de la tasa le había dado impulso al dólar

Cuarta baja consecutiva dejó a la tasa de Lebac en su menor nivel en 3 meses

El Banco Central (BCRA) recortó la tasa de interés de referencia por cuarta semana consecutiva en su licitación de letras y notas con las que regula la monetaria de ayer. El rendimiento de la Lebac a 35 días bajó 100 puntos básicos y quedó en 33,25%, su menor nivel de los últimos tres meses.

La entidad conducida por Federico Sturzenegger usa a las tasas de sus letras como referencia para su política anti inflacionaria y, citando mejoras en la dinámica de precios, hizo cinco recorte de tasa en las últimas seis semanas, luego de seis semanas de tasa récord del 38% anual.

"Por un lado, las mediciones semanales que sigue la autoridad monetaria muestran una reducción en la inflación, especialmente en las últimas cuatro semanas. Por otro lado, de acuerdo a distintas fuentes las expectativas de inflación se mantienen ancladas, con tasas mensuales esperadas en el orden del 1,5% para inicios del último cuatrimestre del año", dijo el BCRA en su comunicado de resultados de la licitación de Lebac.

"La autoridad monetaria procederá con cautela, manteniendo su sesgo contractivo, y en particular monitoreando que no se produzcan alteraciones significativas o duraderas en la tendencia descendente de la inflación subyacente o en las expectativas de inflación", añadió el comunicado.

Las colocaciones de letras y notas que hace el BCRA cada semana tiene efecto monetario: si la nueva emisión supera los vencimientos del día más sus intereses, la masa monetaria se contrae; si sucede lo contrario, se dice que se inyecta dinero. Ayer vencían $ 63.232 millones y la autoridad monetaria adjudicó $ 49.124 millones.

El resultado fue una expansión monetaria de $ 16.202 millones. Gracias a operaciones en el mercado secundario de Lebac durante la última semana el BCRA compensó en parte esa expansión con una absorción de $ 6205 millones que dejó el saldo de expansión monetaria neta en $ 10.001 millones.

Las tasas de corte de las Lebac se ubicaron en 33,25%, 32%, 30,75%, 30%, 29,15%, 28,30% y 28% para los plazos de 35, 63, 98, 119, 147, 203 y 252 días, respectivamente. Esos nuevos rendimientos implican recortes de entre 100 y 130 puntos básicos, según el plazo. Los pases a un día del BCRA estaban en 30% la semana pasada y también fueron recortados 100 puntos básicos.

La baja de ayer no sorprendió a los operadores, que apostaban por un nuevo recorte a los rendimientos de las letras. A lo sumo, las dudas estaban puestas en qué tan grande iba a ser la baja. En ese sentido, la decisión de Sturzenegger de ayer fue vista como gradualista, en línea con la cautela que la entidad menciona en sus comunicados.

"El BCRA sigue teniendo margen para bajar las tasas con ‘cautela‘ y darle batalla a la apreciación del tipo de cambio mientras ingresan los dólares estacionales de la soja y de las colocaciones de deuda de las provincias", dijo Federico Furiase de Bein y Asociados.

La expectativa respecto de una baja mayor ayudó a mover el precio del dólar mayorista unos siete centavos ayer, después de varias jornadas de baja. El combate a la excesiva apreciación del peso es visto como uno de los objetivos secundarios del BCRA en las mesas, más allá de que Sturzenegger señale a la inflación como su prioridad.

En un mercado que tiene a la Lebac como activo estrella los inversores reaccionaron a la baja de tasa cargando apuestas a los plazos más largos que en colocaciones anteriores. El 69% de los montos colocados fueron a las letras a 35 días, mientras que el resto se dividió en los demás plazos. Es un leve avance de la concentración en el tramo corto frente al 65% de la semana pasada, pero está lejos de niveles récord.