Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

"Buscamos socios para poner un pie en el mercado internacional"

Líder como fiduciario financiero y custodio de fondos en la plaza local, el banco busca expandir su horizonte en esta Argentina que recuperó el acceso al mundo. "Sería triste que tuvieras que gravar a quienes están invirtiendo en economía real", comenta sobre los fondos del blanqueo

Presidente de Nápoli Inversiones, la sociedad de bolsa que fundó su padre, Juan Nápoli asumió hace poco más de tres meses al frente del Banco de Valores, cuyo principal accionista es el Mercado de Valores de Buenos Aires.


Como fiduciario financiero, la entidad tiene el 60% del mercado y es además líder en la custodia de fondos comunes. Pero, recién desembarcado, Nápoli ya abordó el desafío de buscar otros horizontes para acompañar a esta Argentina que volvió a los mercados externos.


"Ya fuimos a Nueva York y también a Brasil y Chile. Queremos socios para entrar al mercado internacional", cuenta. El banco también es un jugador importante del blanqueo, como custodio de 15 fondos cerrados por $ 30.000 millones.


–La eliminación de la doble tributación de los fondos cerrados, incluida en la reforma de la Ley de Mercado de Capitales, se dilata. Lo mismo ocurre con la aprobación por parte de la CNV. ¿Qué tanto complica a la industria?


–Como banco líder, no puedo dejar de acompañar. Nosotros teníamos que dar un paso apoyando a quienes tomasen la iniciativa más allá de las circunstancias políticas. Se está haciendo un esfuerzo tremendo. Allaria, que además es accionista nuestro, fue el único que salió. Su lógica fue "somos los únicos que llegamos, vendemos sin competencia". Otros lo están pensando y hay otros que van a desistir.


–¿Pero no es difícil salir a vender sin este tema resuelto?
–No te afecta tanto. El fondo te dice gano esto y si no, gano esto otro. Mientras lo expliques, no hay problema. Acá estamos hablando de jugadores de primerísimo nivel. Yo miro la calidad de manager, del proyecto. Estamos siendo muy rigurosos porque hay un tema reputacional para el banco. Tenemos 15 proyectos por más de $ 30.000 millones, aunque claro, eso no significa que salgan. Hay un dato además y es que en muchos casos tenés a los propios socios que están apostando por esto. Son los principales aportantes y están buscando inversores que los acompañen. Si vos ves que alguien a quien le ha ido muy bien te está invitando a ser parte, por lo menos tenés que analizarlo. Cuando hablamos con el Gobierno nos dijeron que con esto querían que cambie la mentalidad de la gente a la hora de invertir y me pareció fantástico. Es la verdadera esencia del mercado de capitales. Sería triste que tuvieras que gravar a tipos que están invirtiendo en economía real, que da trabajo y que motoriza. Esto es mover, mover y mover. Por eso probablemente le encontremos una solución al tema.


–Igual quienes tienen contrato de custodia con uds. deben estar preocupados...
–Por supuesto que notás cierta intranquilidad. Es una situación de estrés. Lo de Ganancias coincidió además con una fecha clave del blanqueo y a eso le sumás que estás esperando la ley del mercado y que estás esperando el B&MA...


–¿Qué falta para que el B&MA esté operativo?
–Nada. Bueno, aspectos formales en la IGJ que debieran estar muy próximos a solucionarse. Lo más importante es que, en nuestro caso, tanto el Merval como la CNV están plenamente convencidos que debiera aprobarse muy rápido. No me gusta poner plazos pero diría que en el primer trimestre tiene que estar operativo.
–En la reforma de la ley se crea la figura del asesor financiero, que abre la puerta a la banca privada extranjera

para volver a operar acá. ¿Cómo puede afectar esa competencia?
–En relación al asesor lo que pedimos -y creo que nos van a conceder- es que esté vinculado con los ALyCs (agentes de liquidación y compensación) para que nosotros no perdamos la ejecución del negocio. Es que ahora se genera algo interesantísimo que también está vinculado al blanqueo. Mucha gente que pagó la multa del 10% y estaba, por ejemplo, en Credit Suisse en Ginebra dice te giro las posiciones a Buenos Aires. Tengo tantos millones, te los aporto y seamos socios. Tienen tremenda cartera y contactos y no están dispuestos a pagar por una estructura o esperar un tiempo que también es plata. Entonces te asociás. No montan estructuras, no están sujetos a aprobaciones y no ponen patrimonio. Se juntan con vos. El objetivo es que crezca el mercado. El principal problema hoy es que tenés el 10% acá y el resto en Nueva York. Cuando Brasil hizo este proceso, que le llevó 7 años mientras que nosotros lo hicimos en un año y medio, Brasil logró que el mercado vuelva a San Pablo. Acá en su momento se hizo una ley con un espíritu dañino pero ésta es más constructiva. Estoy pensando en el art 20. Pero ahora la sensación es que se busca sumar y no perseguir.
–A partir del aumento en el precio de la acción del mercado, se habla mucho del interés y eventual desembarco del Bovespa.
–Yo no puedo saber si alguien está comprando en su nombre pero sí puedo contarte que estuve en Bovespa en octubre como secretario del Merval. Era una visita institucional pero el CEO, Edemir Pinto, pidió vernos, lo que nos llamó la atención, y mostró un enorme interés. El nos dijo yo quiero comprar. Fue muy agresivo. Y no me extrañaría además porque Bovespa está en Chile, en México, en Chicago. También dijo que quería estar en Perú.


–¿Cómo fue este año para el negocio del banco? Es una Argentina que está cambiando, con nuevo acceso al mercado externo y boom de emisiones afuera. ¿Cómo los afectó ese cambio de contexto?
–Fue un gran año desde el punto de vista de que ya tenemos más de 120 fondos y crecimos un 15% más por el tema del blanqueo, con lo cual nos dio un gran impulso. La emisión de fideicomisos, ligada sobre todo al consumo, no se resintió por este acceso al mercado externo sino que a las cadenas las afectó más el parate económico. Pero ahí lo cierto es que nosotros estamos inmersos en lo que es el tramo local. El desafío es tener por lo menos socios para entrar al mercado internacional. Pensá que si se colocaron u$s 30.000 millones este año fueron 600 millones en la Argentina. Y eso no es por el banco sino porque se hizo afuera. El desafío es ir agarrando un porción de ese mercado. No te podés quedar en la comodidad del segmento en el que estás.


–¿Ya empezaron a avanzar para generar esos nuevos negocios?
–Hace tres meses y medio que entré en funciones pero en ese lapso ya viajó nuestro gerente general a Nueva York a visitar bancos, el vice fue a Brasil y junto con el gerente general fueron también a Chile a ver fondos. Ya estamos trabajando en algunas alianzas con esos tres mercados. En Nueva York fue más que nada empezar a tener relaciones como para poder participar de emisiones y lo que es Brasil y Chile, se trató de mostrarles bien lo que es el negocio de fondos para buscar un intercambio. Es interesante cómo allá hay casi una desesperación por invertir en la Argentina cuando acá a veces se impone el desánimo. Son dos decisiones estratégicas importantes. Pensá que el banco está desde el 78 y esto es también parte de un cambio generacional. Yo estimo que el año que viene seguro vamos a hacer algo en la región, mientras que lo de EE.UU. puede demorar un poquito más. No podemos competir con esas bestias pero queremos estar.