Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Arrancó la venta del Deutsche: se queda con emisión de deuda

Arrancó la venta del Deutsche: se queda con emisión de deuda

Este mes arrancó el proceso de venta de la filial argentina del Deutsche Bank que, con 130 años, es el banco extranjero de mayor antigüedad en el mercado local. Hay bancos nacionales interesados en adquirir el negocio de custodia, de comercio exterior y de trading. El negocio de tesorería lo venden porque la regulación alemana no permite tener más libros de trading fuera de Nueva York y Londres.

Con un balance de $ 1.500 millones, el precio de venta no debería ser más de u$s 100 millones. Fuentes conocedoras de la operatoria estiman que entre junio y julio ya debería estar hecha la venta, pero la aprobación regulatoria por parte del Central llevaría unos meses, hasta diciembre en el mejor de los casos o hasta marzo a más tardar. Una de las premisas es que el comprador sea una alternativa viable para los 100 empleados actuales.

El gigante alemán no se irá del todo del país, ya que se quedará con una oficina de representación, que podría ser liderada por el actual Chief Country Officer, Sebastián Reynal, en caso de que decida quedarse, ya que también tiene la opción de irse a las oficinas de Nueva York del Deutsche. Acá, el gigante alemán se quedará con el negocio de emisión de deuda de Gobierno, de provincias y de grandes empresas; también con bonos, emisión de acciones, M&A y préstamos cross border. En rigor, aún tienen seis mandatos de bonos, incluido el del gobierno argentino, donde fueron a parar varios ex "Deutscheros", como el subsecretario de Financiamiento, Santiago Bausili (fue director de Deutsche en Argentina desde 2013 hasta este año); el secretario de Finanzas, Luis "Toto" Caputo (presidente del Deutsche en Argentina entre 2003 y 2008); y Matías Tamburini, director general de Operaciones del Fondo de Garantia de Sustentabilidad de la Anses, que fue director del Deutsche desde 2007 hasta este año.

El gigante alemán se quedará con una oficina local al igual que Goldman, UBS, Morgan Stanley y Credit Suisse, que mantienen una representación, donde a lo sumo hay cinco personas, para no pagar el costo político de dejar el país.

En octubre pasado el banco tomó la decisión de salirse de los negocios regulados en Perú, Chile, México y Argentina, para reducir la complejidad de tener que cumplir la regulación de capital mínimo para operar y pedidos de información del BCRA.