U$D

JUEVES 18/04/2019

Arde Grecia pero suben los mercados: apuestan a la aprobación del ajuste

Los inversores confían en que Europa evitará el efecto contagio a toda la región. Wall Street trepó 1,3% pero el Merval sólo se apreció 0,36% con un bajo volumen de negocios. Los bonos en pesos volvieron a destacarse por sobre los de dólares

Las dos caras de la misma moneda. Mientras que los mercados se entusiasman con la idea de una rápida aprobación al plan de ajuste fiscal griego (lo que permitirá el desembolso de dinero por parte del FMI y la Unión Europea), se acrecienta el descontento popular en las calles de Atenas por la batería de medidas que profundizarán la crisis político-social.
Pero, como siempre, a los inversores les importa el corto plazo, o por lo menos eso parece. Así fue como las bolsas de Europa y EE.UU. repuntaron con fuerza ayer. Atenas lideró las subas, con una ganancia de 2,7%, mientras que Wall Street trepó 1,3%.
“Los inversores esperan un resultado positivo de la votación en el parlamento griego y alguna clase de solución. Nadie quiere realmente que Grecia caiga en cesación de pagos porque no se puede predecir el impacto si un país de la zona euro cae en moratoria”, explicaba ayer una operadora.
La posición de los funcionarios europeos es clara. El principal responsable económico de la UE, Olli Rehn, insistió en que las nuevas ayudas para el endeudado país mediterráneo dependen de que el Parlamento apruebe un paquete de recortes de gastos, suba de impuestos y privatizaciones. “La única manera de evitar una suspensión de pagos inmediata es que el Parlamento apruebe el programa económico revisado. Debe ser aprobado para que se libere el siguiente tramo de ayuda financiera. A aquellos que especulan con otras opciones, déjenme decirles esto con claridad: no hay un Plan B para evitar la suspensión de pagos”, explicó Rehn. Los legisladores griegos votarán mañana y el jueves las medidas. Si el Gobierno no lo consigue, podría provocarse una crisis en toda Europa y un potencial congelamiento del mercado.
Pero eso, en el imaginario del mercado, estaba descartado. “Los inversores se presentan expectantes intentando vislumbrar si los caminos de sucesivos ajustes fiscales o renegociaciones voluntarias de deuda permitirán desactivar la amenaza que representa Grecia o sólo aspiran a seguir comprando tiempo antes de encarar soluciones estructurales solamente cuando se hayan calmado los ánimos”, acotó el analista Gustavo Ber.
Lo cierto es que hubo subas generalizadas en los mercados. El Dow Jones ganó 1,2%, el S&P500 1,3% y el Nasdaq 1,5%; mientras que París avanzó 1,5%, Atenas 2,7%, Londres 0,8%, Milán 0,8%, Madrid 0,7%. En la Argentina, el Merval se apreció 0,36% y los bonos anduvieron sin demasiados cambios, si bien los emitidos en pesos tuvieron una mejor performance.
En renta variable, los movimientos fueron selectivos, y se destacaron las subas de los papeles bancarios: Grupo Financiero Galicia (1,6%), Banco Francés (1,4%) y Banco Macro (1,3%). “Las acciones más perjudicadas fueron las energéticas, en una jornada donde, debido a la ola de frío, el Gobierno decidió extender por diez días más los cortes casi totales de gas a las industrias, para poder hacer frente a la demanda de los hogares”, aseguraron en Puente.
El volumen, en tanto, volvió a ser ínfimo: apenas alcanzó los $ 45,30 millones. En el Mercado Abierto Electrónico (MAE), los bonos en pesos mostraron una mejora sostenida a diferencia de los de dólares. El Bogar 18 trepó 1,46% y el Discount en pesos subió 0,64%; mientras que los Bodenes 12 y 15 perdieron 0,70% y 0,80% respectivamente.