Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Afirman que deuda pública crecerá del 27% al 36% del PBI en 2016

"Existe la creencia popular de que la deuda pública argentina es muy baja, por debajo del 20% del PBI. Estos números bajos se refieren únicamente a la deuda del gobierno central, neta de la tenencia de otras instituciones públicas", apuntó el Bank of America en su último análisis.
Considerando un método alternativo para evaluar la deuda pública en relación al sector público consolidado, que incluye al gobierno nacional, el Banco Central (BCRA) y las provincias, para el Bank of America la deuda pública es "moderadamente baja" en comparación con otros mercados emergentes, teniendo en cuenta las necesidades de financiamiento que tendrá el país este año.
Según sus cálculos, la deuda pública alcanzó el 27% del PBI en 2015 y podría crecer hasta el 36% este año, para hacer frente al déficit fiscal, la emisión que deberá hacer el equipo económico para pagar a los holdouts y un PBI inferior en dólares como producto de la devaluación.
"Suponiendo pagos a los holdouts este año y dadas las grandes necesidades financieras, nuestra estimación de la deuda pública de 36% estará probablemente más cerca del promedio de los mercados emergentes del 41% del PBI y puede terminar en estos niveles en unos pocos años si la consolidación fiscal es demasiado gradual", remarcó la entidad financiera.
Según sus estimaciones, las necesidades de financiación netas este serán de u$s 33.000 millones, con pago a holdouts en torno a u$s 10.000 millones y atacar el déficit fiscal con u$s 20.000 millones, incluyendo a las provincias. A su vez, la administración deberá emitir unos u$s 3000 millones en intereses vencidos de los bonos del canje.
El método del Bank of America parte de una deuda total del gobierno central de 38% del PBI para fines de 2015 y netea la deuda del BCRA (que estima en 13% del PBI), resultando en una deuda de 25%. Luego, suma los compromisos del BCRA con el sector privado (en su mayoría Lebac) y el resto del mundo (los u$s 11.000 millones del swap Chino) y la deuda de las provincias, que estima en u$s 16.000 millones.
"La deuda pública se situó en el 36% del PBI a fines de 2015 y en el 27% si restamos las participaciones de otras instituciones públicas. Sin embargo, la típica deuda del gobierno central neta de las instituciones públicas se sitúa sólo en 16% del PBI, que creemos conduce a una subestimación de la deuda del sector público", argumentó el banco.
Si bien reconoce que incluir la deuda del BCRA es discutible, ya que la fluctuación de sus pasivos se explica en parte por las Lebac, el Bank of America cree que su inclusión es relevante dado que el gobierno anterior usó las reservas de la entidad monetaria para pagar deuda y que ha contraído grandes compromisos en el extranjero, como el swap con China o el préstamo con bancos extranjeros.