Advierten que IIBB a Leliq y pases tributará más que los cálculos de la Ciudad

El stock actual entre pases y Leliq es de $ 2,5 billones. A tasas promedio del 31,5% y 38%, el pago de renta en 2021 será de casi $ 891.000 millones, base imponible del 7% de Ingresos Brutos, que serían $ 62.370 millones

"Al final Larreta hizo lo que Alberto Fernández  prometió que haría: usar las Leliq para pagar jubilaciones; en el caso de Larreta pagarle el salario a las fuerzas de seguridad", se quejaron en el sistema financiero al referirse a la eliminación de la exención al impuesto sobre los Ingresos Brutos a las Leliq y a las operaciones de pases que se propone aplicar la Ciudad de Buenos Aires.

Aunque el Gobierno de la Ciudad anunció que prevé recaudar $ 10.608 millones al año de las Leliq y $ 1392 millones anuales con los pases, en el sistema financiero hacen números mayores.

Según el Banco Central, el stock actual de Leliq es de $ 1.621.113 millones, que devengan un interés del 38% anual, lo que equivale a $ 616.000 millones. Por lo tanto, por el pago de ingreso brutos del 7% corresponde $ 43.000 millones, estiman un paper de Bull Market Brokers (BMB).

De pases hay $ 873.000 millones, que devenga un 31,5% anual promedio, por lo cuales los intereses a devengar son de $ 274.995 millones. El pago de ingresos brutos de 7% es de $ 19.249 millones. En total, representan $ 62.249 millones, según el research de BMB, que lleva la firma de Mauro Mazza.

Fuentes del GCBA señalan que no todas estas operaciones se imputan a la casa matriz, sino que cada banco la distribuye en función de la participación que tiene. La participación de CABA en el espectro del total de estas operaciones financieras es del 37%. Todas estas medidas se eliminarán en caso de que la Justicia falle a favor de la Ciudad y la situación de la Coparticipacion vuelva a como estaba el 9 de septiembre pasado".

En el informe de BMB remarcan que el 37% es el peso de la Ciudad en el sistema financiero, pero subrayan que las Leliq y pases se hacen contra casa matriz: "El pase o Leliq no se constituye contra sucursales en Catamarca, sino contra operaciones concertadas en la Ciudad. Acá se centra el grueso del negocio".

¿Cuáles serán las consecuencias de esta medida? "Lo que hace es bajar la tasa de depósitos", se anticipa Fausto Spotorno, director de OJ Ferreres.

Juan Nápoli, presidente del Banco de Valores, dice que es tan reciente que aún lo están evaluando, pero resalta la necesidad de dejar de atacar al sector bancario con más impuestos, que no da para más de carga tributaria".

 

"Al final del día lo pagan en parte los clientes y en parte los bancos", advierte el director general de otro banco.

"De por sí es negativo para la rentabilidad de los bancos, su mercado por exclusividad. Si los bancos deciden amortiguar ese costo a través de la suba de tasa de interés tendrán que elevar la tasa de interés activa que cobran por los préstamos otorgados que podría encarecer el crédito y disminuir su demanda", precisa Gustavo Neffa, de Research for Traders.

"Los bancos tampoco pueden tener spread negativo. Por eso deberán coordinar con el BCRA si bajan tasa a ahorristas o el BCRA sube tasa de Leliq", precisa el analista Christian Buteler.

Desde su óptica, claramente complica la política monetaria con esa decisión, ya que parte de lo retirado de la coparticipación será pagado con mayor déficit cuasifiscal.

"Naturalmente, la distribución de este costo podría ser asignado por otros intersticios de la estructura de ingresos y costos de las entidades, situación que podría traducirse en el encarecimiento de algunas prestaciones y/o una menor retribución en aquellos instrumentos que el BCRA no regula específicamente con una tasa mínima", señala Andrés Méndez, titular de AMF Economía.

A su juicio, dada la capacidad que tienen las entidades financieras para trasladar sus mayores costos a los clientes, no debiera esperarse ningún impacto negativo sobre las cotizaciones de sus acciones.

Los mesadineristas indican que esto afecta principalmente a bancos y algo a los fondos comunes de inversión, pero no afecta a empresas: “De hecho, puede abaratarles el fondeo por bolsa con caución. Mucho FCIs pasarán a Bolsa porque los bancos no los querrán al perderse puntos de intermediación entre Leliq y depósitos , razonan.

El problema es obviamente que al bajar caución se abarata nuevamente en armar posiciones contra el peso, porque incentiva el tomar deuda para comprar activos dolarizados. Probablemente el gobierno deba compensar esto con una suba de la tasa mayor a la que tenían antes en mente.

El impacto reduce sustancialmente a la mitad la ganancia por tomar plazos fijos y colocarlos en Leliq. Pero también reduce el devengamiento de la tasa pasiva, que es donde los bancos poseen la mayor parte de su patrimonio.

La consecuencia estará principalmente con las colocaciones institucionales de depósitos, que hoy se colocaban contra Leliq. Es probable que los bancos le digan a los fondos de inversión que no quiere tomarles más depósitos porque ya no es negocio.

Tags relacionados

Más de Finanzas y Mercados

Compartí tus comentarios